El presidente de la gestora de la RFME pide al CSD que intervenga para solucionar la situación


MADRID|
El presidente de la gestora de la RFME pide al CSD que intervenga para solucionar la situación

El presidente de la gestora de la RFME pide al CSD que intervenga para solucionar la situación MADRID | EUROPA PRESS

El presidente provisional de la Comisión Gestora de la Real Federación Española de Motociclismo (RFME), Pedro Mas, ha pedido al Consejo Superior de Deportes "que intervenga para encontrar una solución que permita seguir adelante con el proceso electoral" del organismo.

"Le pido al CSD que medie, que intervenga para encontrar una solución que permita seguir adelante con el proceso electoral garantizando que todo se lleve a cabo atendiendo a la legalidad. Estamos ante un caso excepcional y extraordinario, en el que si nosotros no somos capaces de encontrar soluciones el máximo órgano en materia deportiva tiene que ayudarnos a hacerlo", pidió Mas en un comunicado.

Mas, quien sustituyó en el cargo a Ángel Viladoms -que dimitió por razones personales el 4 de julio-, explicó que su "único objetivo es el de gestionar la Federación y garantizar que se cumple la Ley en todo el proceso".

"Lo más fácil para mí ante la falta de acuerdos sería presentar la dimisión a la RFME y dedicarme a la Federación Balear. Pero estoy aquí por mi pasión por este deporte, porque quiero ser responsable y contribuir a su buen desarrollo. Di un paso adelante ya que nadie más lo hacía, a pesar de que me esté costando el desprestigio hacia mi persona por parte de algún sector, casualmente el sector que no ha hecho las cosas con total transparencia. Mi preocupación es que el motociclismo funcione de la mejor manera posible, sin anteponer beneficios personales", pidió.

Por todo ello, reiteró su petición al CSD para que "ayude a marcar una guía no definida debido a las circunstancias", ya que los estatutos de la RFME "no reflejan cómo actuar ante casos de extrema anormalidad como este".

El proceso electoral fue paralizado por una decisión de la Fiscalía de Valencia, después de recibir varias denuncias de algunos pilotos y clubes por irregularidades en la configuración del censo. Las denuncias fueron presentadas en septiembre y octubre de 2016 y las votaciones se llevaron a cabo el 29 de octubre de 2016.