Federer admite que debe hacer "serios ajustes" para jugar en tierra batida

MONTECARLO, 16 (EP/Reuters)

El suizo Roger Federer, eliminado hoy en los octavos de final del torneo de Montecarlo, tercer Masters 1000 de la temporada, por su compatriota Stanislas Wawrinka, admitió en la rueda de prensa posterior que necesita hacer "serios ajustes" en su juego para rendir en tierra batida.

Federer, finalista de las tres últimas ediciones en la pista monegasca junto a Rafa Nadal, no quiso excusarse en la boda que celebró junto a su novia el pasado sábado, que le hizo llegar tardíamente al Principado para disputar un torneo que en principio no entraba en sus planes.

"Bien, es un problema para todos. Nadie tiene la preparación suficiente, una floja excusa porque es lo mismo para todos", apuntó el suizo, que cedió en dos mangas por 6-4 y 7-5.

Federer admitió que necesita mejorar su tenis en arcilla roja. "Vine otra vez este año porque el torneo te da la información sobre cómo deben ir tus entrenamientos, en qué tienes que trabajar", dijo.

El número dos del mundo, que todavía no ha ganado un torneo este año, lamentó además que su servicio no le funcionara. "No he servido bien en toda la temporada, por eso tengo que asegurarme de recuperar mi saque porque realmente no golpeó los puntos donde quiero", indicó.

Por su parte, Wawrinka reconoció que no fue "un partido fácil", pero que se sentía "feliz" por haber ganado. "Puede que no fuera el tenis más espectacular, pero es mi victoria más bonita, aunque fue un poco embarazoso celebrarla", confesó.