Federer muestra sus opciones en la Caja Mágica

  • Madrid, 12 may (EFE).- El suizo Roger Federer mostró su clase, en un primoroso set que ganó en sólo 20 minutos, y salió de apuros en el segundo para ganar al sueco Robin Soderling, 23 del mundo, por 6-1 y 7-5 en la segunda ronda del Masters Series de Madrid.

Madrid, 12 may (EFE).- El suizo Roger Federer mostró su clase, en un primoroso set que ganó en sólo 20 minutos, y salió de apuros en el segundo para ganar al sueco Robin Soderling, 23 del mundo, por 6-1 y 7-5 en la segunda ronda del Masters Series de Madrid.

En busca de ganar su primer título desde que triunfara en su ciudad natal en Basilea, el 26 de octubre de 2008, y con deseos de borrar este fatal comienzo de año, marcado solamente por resultados negativos, Federer debutó en Madrid con una victoria en la Caja Mágica, donde puede sacar mucho partido para luego acudir a París con buenas sensaciones.

El suizo partió con una gran ventaja ante Soderling, ya que en ocho enfrentamientos anteriores no había perdido un solo partido y solo había cedido una manga. Así, comenzó el partido con dos saques directos y jugó un primer set de un gran nivel para desarbolar al nórdico con un feroz juego de ataque y dejarle sin posibilidades.

En el segundo, el discípulo de Magnus Norman, apuró sus opciones y llegó a disfrutar de una ventaja de 4-2 que se esfumó al final cuando Federer puso la quinta marcha para sentenciar el partido en 69 minutos, con 11 saques directos en su cosecha.

Atrás queda la final perdida del Abierto de Australia ante Nadal, las semifinales de Doha, y de los Masters 1000 de Indian Wells, Miami y Roma, sus lamentos y lágrimas en Melbourne, y su ira rompiendo la raqueta en Cayo Vizcaíno. El campeón del 2006 y finalista del 2007 pisó la arena de Madrid, y salió complacido.

El que no pudo sentir lo mismo fue el francés Jo-Wilfried Tsonga, noveno favorito, que cayó ante el veterano croata Ivan Ljubicic, invitado especial, y finalista en el 2005, que le derrotó por 6-4 y 7-5.

El británico Andy Murray pasó también apuros e incluso se golpeó la rodilla derecha contra parte del mobiliario de la pista, en su partido contra el italiano Simone Bolelli, que dispuso de dos puntos de set en la primera manga y que cedió ante el discípulo del español Alex Corretja, por 7-6 (9) y 6-4

Cuatro españoles fueron eliminados, Albert Montañés ante el austríaco Jurgen Melzer (4-6, 7-5 y 6-3), Marcel Granollers contra el croata Marin Cilic (2-6, 6-7 y 6-1), Juan Carlos Ferrero ante Fernando Verdasco, y Guillermo García López ante el checo Tomas Berdych (6-0 y 7-6).

Verdasco mostró su poderío físico para vencer a Ferrero, campeón de este torneo en 2003, por un concluyente 6-3 y 6-2, que define las diferencias que hay entre los dos en estos momentos.

"Perder así te quita un poco de confianza pero hay que seguir para Roland Garros", dijo Ferrero, que esta temporada, en Casablanca, se reencontró con las sensaciones del triunfo después de una sequía de seis años.

"El partido fue difícil, porque Verdasco está a un gran nivel. Está llegando lejos en los últimos torneos y eso se ha notado en la pista. Ha dominado y nunca he podido tomar la iniciativa", reconoció Ferrero.

El madrileño se enfrentará ahora con el ganador del duelo de mañana entre David Ferrer y el argentino Juan Mónaco. También avanzó Tommy Robredo, con una trabajada victoria ante el peligros Mardy Fish, por 3-6, 7-6 y 6-2, y será el próximo rival de Murray.

También debutaron con éxito el estadounidense James Blake (14) que viene de disputar la final de Estoril, también en tierra, el ruso Nikolay Davydenko (10). Y en el torneo femenino, avanzaron la serbia Jelena Jankovic (4) y la danesa Caroline Wozniacki (9). La francesa Amelie Mauresmo, ex número uno del mundo, y ahora en el puesto 21, que derrotó a la china Jie Zheng, décimo quinta favorita, por 6-2 y 7-5.