Mónaco: "Verdasco siempre tuvo el potencial para estar entre los diez mejores

"Para ganar tengo que jugar como hoy o incluso mejor"

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

El tenista argentino Juan Mónaco considera que el español Fernando Verdasco, que será mañana su rival en los octavos de final del Mutua Madrileña Madrid Open, siempre ha tenido "el potencial" para convertirse en un 'top-ten', por lo que considera que deberá hacer mejor juego del que hizo hoy ante el alicantino David Ferrer (6-4 y 6-4).

"Verdasco siempre tuvo el potencial. Es muy bueno para estar entre los diez mejores. Ha mejorado mucho y está muy concentrado, tiene demasiadas armas. Yo le veía y sabía que tenía todas las armas, pero no sabía elegirlas bien en los momentos indicados. Ahora está tranquilo, sereno, con confianza, y decidiendo bien cuándo tirar sus buenos golpes. Ha crecido muchísimo y tiene mucho por dar. Tiene un potencial muy grande", afirmó en rueda de prensa.

El de Tandil considera que está "escalando" poco a poco ante los rivales que le están tocando en la capital de España. "Verdasco está en un momento muy bueno desde que arrancó el año. Es de aquí, se siente cómodo y le hará ilusión llegar muy lejos. Va a ser muy duro jugar contra él. Vengo pasando pruebas difíciles como contra 'Feli y Ferrer, que tiene más jerarquía en tierra y mañana será un partido durísimo, para ganar tengo que jugar como hoy o incluso mejor", recalcó.

El 'Pico' calificó como definitiva su victoria ante el escocés Andy Murray, número tres del mundo, hace unos días en el Masters de Roma, para darle la confianza que le faltaba. "Ganar a Murray era uno de esos partidos pendientes que tenía de 2007, que me fue bien y pensaba que podía ganarlos. El año pasado todo se me complicó y perdí las ganas, pero ganar a Murrray en Roma me hizo un 'click' mental que me ayuda mucho y me da confianza", añadió.

Por último, reconoció que le generó "ansiedad" el último tramo del partido ante Ferrer. "En el segundo set, con el 4-2, David decía 'Estoy acabado' y yo sabía que no era así y eso me generó un poco de ansiedad. Sabía que no estaba terminado porque hasta la última pelota no se sabe qué puede pasar. Sabía que este partido iba a ser duro y con peloteos muy largos por lo que hay que estar muy concentrado e intentar desgastar mentalmente al rival", finalizó.