Rafael Nadal y su nuevo reto, ganar por quinta vez el Roland Garros

  • París, 23 may (EFE).- El español Rafael Nadal afronta desde mañana un nuevo reto, ganar por quinta vez consecutiva el torneo de Roland Garros y convertirse así en el primer jugador en la historia de esta competición que lo consigue.

Rafael Nadal y su nuevo reto, ganar por quinta vez el Roland Garros

Rafael Nadal y su nuevo reto, ganar por quinta vez el Roland Garros

París, 23 may (EFE).- El español Rafael Nadal afronta desde mañana un nuevo reto, ganar por quinta vez consecutiva el torneo de Roland Garros y convertirse así en el primer jugador en la historia de esta competición que lo consigue.

El español y Bjorn Borg (1978-81) han sido los único jugadores en ganar el título cuatro años seguidos, aunque el sueco ganó antes otros dos más (1974-75), pero la vida de Nadal está llena de retos, y prácticamente los ha superado todos.

Es el campeón más joven de la Copa Davis, el primero desde Borg en ganar Roland Garros y Wimbledon el mismo año, y así una interminable serie de hitos que ha logrado sumar, a punto de cumplir solamente 23 años. No obstante, esta temporada es especial para él, porque afronta esta dura defensa como actual número uno del mundo y primer favorito, por primera vez.

Son muchos sus compromisos porque de ganar en París, iría "a muerte" para hacerlo de nuevo en Wimbledon y después en el Abierto de EE.UU. y completar el Grand Slam. Así, 2009 podría quedar marcado en la historia del tenis como el año del Gran Nadal.

Después de ganar Montecarlo, Barcelona y Roma, el "Grand Slam de Tierra" se cierra en París, y allí llega Rafa convertido un año más en el máximo favorito, incluso después de perder la final de Madrid ante el suizo Roger Federer.

La historia parece repetirse y hace dos años, el de Basilea también logró ganar al de Manacor en un torneo previo, en la final de Hamburgo (2-6, 6-2 y 6-0). Rafa le contestó semanas después en París con un contundente (6-3, 4-6, 6-3 y 6-4).

La rivalidad continúa, y el resultado de Madrid, cuando Federer cortó una racha de 33 triunfos sobre tierra del español, no ha hecho más que avivar la edición de este año de Roland Garros, donde el sólido juego de Rafa, con 105 victorias en arcilla y únicamente 5 derrotas, se enfrenta a las "nuevas armas" que Federer parece haber redescubierto.

La pugna se remonta al 2005, cuando Nadal ganó su primer Grande. Entre él y Federer han ganado 15 de los últimos 16 Grand Slams (Djokovic se hizo con el Abierto de Australia en 2008). En ese periodo Roger Federer se ha apropiado de nueve de esas joyas, y Nadal, de seis.

Para Federer el reto es casi una pesadilla, porque intenta convertirse en el sexto jugador en ganar los cuatro grandes en su carrera, el primero desde Andre Agassi en 1999 (Donald Budge, Fred Perry, Roy Emerson y Rod Laver fueron los otros) y de hacerlo igualaría el récord de 14 grandes de Pete Sampras.

Agassi ganó Roland Garros en su undécimo intento, tal y como afronta Federer esta temporada, pero de momento Roger figura en la lista con otros grandes del tenis que solo lograron tres de las grandes coronas, excepto París, junto con Arthur Ashe, Boris Becker, Jimmy Connors, Stefan Edberg, John Newcombe y Pete Sampras.

París reunirá a cuatro jugadores que han dominado los cinco meses y medio de la temporada en una palpable demostración de que existe un hueco entre ellos y el resto: Nadal, Federer, Andy Murray y Novak Djokovic. Detrás aparece "el mejor de los malos", como él mismo se definió,, el argentino Juan Martín del Potro.

Pero los "Cuatro Magníficos" han ganado 11 títulos antes de llegar a la capital francesa. El español es el que mejor resultado ha obtenido, con cinco en total, entre los que se encuentra su sexta corona del Grand Slam, el Abierto de Australia.

Federer, con un solo título, el reseñado de Madrid, no es el máximo favorito en París por primera vez desde el 2003, de ahí que afronte este compromiso como un auténtico desafío.

Para Murray la temporada también ha sido buena, con tres títulos y un balance de 31 victorias y solo cinco derrotas. Djokovic ha ganado dos torneos, y además ha sido finalista en tres finales de Masters 1000, Miami, Montecarlo y Roma. Semifinalista en Roland Garros los dos últimos años, es junto a Federer y Nadal el que más experiencia ha ido acumulando.

La tremenda expectación que ha despertado el cuadro masculino este año parece haber eclipsado al femenino. Las dudas que ofrece la defensora del título, la serbia Anna Ivanovic, lesionada en una rodilla durante la eliminatoria de Copa Federación contra España en abril es una de las causas.

Ivanovic se convirtió número uno del mundo el pasado año después de vencer en París, pero desde entonces solo ha ganado un torneo, el de Linz el pasado octubre. Ese primer puesto ha pasado de mano en mano, con su compatriota Jelena Jankovic perdiéndolo recientemente a favor de la rusa Dinara Safina.

La hermana de Marat Safin es precisamente la jugadora que parece estar en mejor forma. Ganadora de los torneos de Roma y Madrid, y finalista en Sydney, Abierto de Australia y Stuttgart, este parece ser el mejor año para que Dinara gané en París donde perdió la final del año pasado debido a su falta de experiencia.

El panorama se ha animado algo más con la participación de la rusa Maria Sharapova, que ha vuelto al circuito esta semana en Varsovia después de casi nueve meses de inactividad para recuperarse de su operación en el hombro derecho. Su llegada a los cuartos de final parece ilusionante, pero debe probar su puesta a punto en un torneo en el que fue semifinalista en 2007.