regatas era "prematuro e irresponsable"

Afirma que en el contrato inicial que rehusó firmar Salgado no incluía la clausula que permite resolver el contrato de pre-regatas

VALENCIA, 03 (EUROPA PRESS)

El delegado del Gobierno, Ricardo Peralta, aseguró hoy en relación al acuerdo firmado entre ACM Management y el Ayuntamiento de Valencia y la Generalitat Valenciana para celebrar dos pre-regatas que "un contrato que prevé su propia ineficacia en un plazo tan corto" era "más que prematuro: era irresponsable" y advirtió que si se hubiera esperado una sóla semana se habría evitado, porque no es la "mejor antesala", ya que, recordó, se trata de un acuerdo entre "una parte de las administraciones con una parte de los equipos en disputa".

"La firma de ese contrato --recriminó-- era la culminación de esa estrategia de toma de partido que ha sido un verdadero desastre", lamentó. Asimismo, manifestó que la clausula del contrato con ACM que ayer dio a conocer la alcaldesa de Valencia y que permite a las administraciones resolverlo si la sentencia era desfavorable a Alinghi y salía antes del día 9 de abril, no estaba incluida en el contrato que se pretendía que firmara el pasado lunes la ministra de Administraciones Públicas, Elena Salgado.

Ese contrato inicial, recordó, recogía un canon de 20 millones de euros y "la exclusión del BMW Oracle" así como otra serie de clausulas que "desde el principio, manifestamos que eran tan preocupantes como el importe del canon".

Peralta se refirió a la sentencia emitida ayer por el Tribunal de Apelación de la Corte Suprema de Nueva York invalida al Club Náutico Español de Vela (CNEV) como 'Challenger of Record' para la 33ª edición de la America's Cup, con lo que le da la razón al BMW Oracle en el litigio que mantenía con el Alinghi.

COMPROMISO ANTERIOR, ACTUAL Y FUTURO

En este sentido, expresó "con rotundidad nuestro compromiso anterior, actual y futuro con la celebración de la America's Cup en la ciudad de Valencia", con la mayor "cobertura posible y proyección", afirmación que esgrimió "con la solvencia de los hechos", porque, argumentó, "hemos sido quienes hemos financiado el organismo, el Consorcio, quienes hemos financiado las actuaciones quienes hemos mantenido la posición responsable para facilitar la celebración de la America's Cup en esta ciudad".

Asimismo, resaltó que el ejecutivo central no ha promovido "en ningún momento una estrategia que ha puesto en grave riesgo la celebración de la America's Cup" en Valencia, y añadió que una vez resuelto el litigio judicial, lo que procede es que "cuanto antes, esos equipos que hasta la fecha no hablaban, se pongan de acuerdo en los términos de su celebración y los comuniquen a las administraciones que tenemos que colaborar en su desarrollo".

El Gobierno Central actuará, garantizó, en la línea de facilitar el entendimiento" y descartó "de ninguna manera tomar partido por unos u otros, y mucho menos, expulsar a nadie", ya que, recordó, las normas que rigen la competición "exigen el acuerdo y lo que hay que hacer es facilitarlo".

Lo que también procede, advirtió, es que "todos asuman responsablemente su papel y, en algunos casos, sus obligaciones, incluida la primera de ellas, que son las deudas".

Peralta indicó que tras conocer el fallo les pareció "oportuno y necesario" que compareciera en primer lugar "quien había asumido el protagonismo de los últimos acontecimientos" en referencia a la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, de quien dijo que tuvo en "escasas horas" un comportamiento "absolutamente camaleónico" y criticó que pasó de descalificarle por la mañana a decir por la tarde que lo importante era "conocer la sentencia, unir esfuerzos y trabajar todos juntos".

En cualquier caso, agradeció que ayer los populares no acusaran al tribunal neoyorquino de organizar "cacerías políticas" y de que no pensaran que el fallo era el resultado de la cumbre entre Obama y Zapatero, ironizó.