Bélgica convoca a embajador ruso por acusación de bombardeo a civiles en Alepo

BEL Bruselas|

El gobierno belga anunció su intención de convocar este miércoles al embajador ruso en Bruselas para expresar su malestar por las acusaciones de Moscú sobre un bombardeo de la aviación belga contra civiles cerca de la ciudad siria de Alepo, en el marco de la coalición antiyihadista dirigida por Estados Unidos.

"Estamos contactando con el embajador. El objetivo es convocarlo hoy mismo, si su agenda se lo permite", aseguró a la AFP el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores belga, Didier Vanderhasselt.

Éste negó además cualquier responsabilidad de Bélgica en estos bombardeos. El ministerio de Defensa belga "también estableció contactos para hacer llegar el mensaje de que Bélgica no tiene ninguna responsabilidad en estos ataques".

El gobierno belga lamenta además que "las informaciones [facilitadas por Moscú] no hayan sido verificadas antes de hacerlas públicas", agregó el portavoz.

El ministerio de Defensa ruso acusó horas antes a Bélgica de haber matado a seis civiles en la localidad siria de Hasajek, en un bombardeo "que destruyó dos viviendas". "Dos F-16 de la aviación belga fueron detectados en esa zona en el momento" del bombardeo, precisó.

Una portavoz del ministerio de Defensa belga negó a continuación la presencia de cazas en la región. "No estuvimos implicados en el ataque mencionado", dijo a la AFP la portavoz del ministerio Laurence Mortier.

Las acusaciones rusas tienen lugar dos días después que la Unión Europea (UE) aumentara la presión sobre Moscú por su papel en el conflicto en Siria, al advertir que los bombardeos rusos y sirios contra sectores rebeldes de Alepo (este) "podrían constituir crímenes de guerra".

Moscú anunció el martes que las fuerzas aéreas rusas y sirias suspendían sus bombardeos contra Alepo para allanar el camino hacia una tregua de ocho horas el jueves en la otrora capital económica siria, donde continúan los intensos combates terrestres.