La Policía moldava recupera el control de la sede de la Presidencia y desaloja a los manifestantes

La Policía moldava recupera el control de la sede de la Presidencia y desaloja a los manifestantes

La Policía moldava recupera el control de la sede de la Presidencia y desaloja a los manifestantes

CHISINAU, 8 (Reuters/EP)

Decenas de policías antidisturbios recuperaron hoy el control de de la sede de la Presidencia y el edificio que alberga la oficina del mandatario moldavo, Vladimir Voronin, tras las multitudinarias protestas de ayer en Chisinau.

Cerca de 10.000 anticomunistas se manifestaron ayer por segundo día consecutivo ante la Presidencia en protesta por la victoria del Partido Comunista en las elecciones parlamentarias y presidenciales del pasado domingo. Los manifestantes, que pedían el recuento de votos, lanzaron los ordenadores a la calle desde las oficinas del edificio y rompieron algunas ventanas.

Un reportero de Reuters sobre el terreno informó de que la Policía ha recuperado el control de los edificios sin que se se produjesen enfrentamientos, en parte debido a que decenas de agentes permanecían en las puertas de la sede de la Presidencia para evitar estallidos de violencia. No obstante, los seguidores de la oposición moldava prometieron nuevas protestas para hoy.

En un discurso televisado, Voronin, el único presidente comunista europeo, pidió a Occidente que le ayude a restaurar el orden y acusó a la oposición de emprender un camino hacia una toma violenta del poder. "Todo lo que hemos visto en las últimas 24 horas no puede ser descrito de otra forma que como un golpe de Estado", afirmó.