Movimiento pro Amnistía censura que se supriman las ayudas a familiares de presos y se intente "aplastar la disidencia"

BILBAO, 26 (EUROPA PRESS) El portavoz del Movimiento pro Amnistía, Julen Larrinaga, censuró hoy el anuncio del PSE-EE de que se suprimirán "las escasas" ayudas del Gobierno vasco a familiares de presos y denunció que los socialistas pretendan "dar clases de moralidad y ética" y hable de "deslegitimación de la violencia" cuando "anduvieron desviando partidas económicas para financiar los GAL". A su juicio, "lo que se esconde detrás de todo esto es el aplastamiento de la disidencia política". En una rueda de prensa celebrada en Bilbao, en la que se presentó el informe 'La represión en Euskal Herria 2008', Larrinaga manifestó que "Euskal Herria es una mancha negra en Europa", ya que mantiene "el único conflicto político sin resolver de modo democrático y pacífico" y su sistema de libertades es "cada año más irreconocible". A su entender, el Estado de Derecho "está tocando fondo" en los últimos años. Tras recordar que España "vuelve a aparecer nombrado en todos los informes de ONU respecto a la conculcación de derechos", denunció "la degradación evidente" del sistema de libertades, ya que, a su entender, el poder judicial se ha convertido en "un ariete", "las fuerzas policiales tampoco son garantía ni de orden ni de democracia" y la clase política "está instalada no para aportar soluciones, sino para enquistar problemas". También criticó la "degradación ética y moral" de la denominada "humanización del conflicto" y señaló que, a la situación "catastrófica" de las prisiones con la política de dispersión que "ha fracasado", se ha añadido "la cadena perpetua camuflada" con la Doctrina Parot o "la pena de muerte camuflada" debido al mantenimiento en prisión de presos con enfermedades incurables. Además, reprochó que el líder del PSE-EE, Patxi López, "diga que van a afrontar una etapa de deslegitimación de violencia que se iniciará con la supresión de ayudas económicas bastante escasas" del Gobierno vasco para desplazamientos de los familiares de los presos. Larrinaga denunció que los socialistas "hace años ya anduvieron desviando partidas económicas de aquí a allá para financiar a los GAL con dineros públicos". "Estos son los que ahora nos van a hablar de la deslegitimación de la violencia", añadió. "MOVIMIENTOS INTERESADOS" Preguntado por las informaciones publicadas en los últimos días sobre el acercamiento y alejamiento de presos de ETA, señaló que es "una constante" en los últimos años y recordó que el ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, el pasado verano explicó que la política penitenciaria "iba a pivotar sobre los mismos parámetros, que iban a hacer pequeños cambios aquí y allá, pero que sí veían que aplicando la política del palo y la zanahoria (...) se podía igual agrandar en supuestas disensiones". "Es lo que están haciendo. Por supuesto que hay movimientos interesados. Nunca han abandonado esa política, lo único que hacen es reforzarla con nuevas medidas represivas" como elemento de "chantaje", concluyó.