Reclusos del Centro Penitenciario de Mallorca plantan 3.000 árboles para mejorar los alrededores de las instalaciones

PALMA DE MALLORCA, 29 (EUROPA PRESS)

El conseller de Medio Ambiente, Miquel Àngel Grimalt, y la secretaría general de Instituciones Penitenciarias, Mercedes Gallizo, firmaron hoy en Palma un convenio para el acondicionamiento de una zona verde en los alrededores del Centro Penitenciario de Mallorca, tarea que realizan los mismos reclusos, y en la que se plantarán más de 3.000 árboles y otros especies florales.

En rueda de prensa, Grimalt aseguró que la plantación ocupará un total de 2,7 hectáreas, en las que principalmente, se plantan pinos, encinas, matas y romero, con el objetivo de contribuir en la creación de "un pulmón verde" alrededor del centro penitenciario y, además, que se mejore el paisaje de la zona. Esta es la segunda experiencia que la Conselleria de Medio ambiente pone en marcha con personas en situación de riesgo de exclusión social, ya que la primera de ellas se realizó a través de las brigadas de limpieza de bosques, que, en colaboración con diferentes entidades, han supuesto un "notable éxito" para las personas que han participado.

Además, el conseller destacó que la iniciativa del Centro Penitenciario de Mallorca cumple dos objetivos como son el de tipo ambiental y mejora del paisaje, y el de ayuda a colectivos en riesgo de exclusión, para conseguir su total reinserción, además de la satisfacción personal que puede suponer para los reclusos la realización de las citadas tareas.

Por su parte, Gallizo agradeció la disposición del departamento dirigido por Grimalt en esta experiencia y matizó que la iniciativa se enmarca en los proyectos de reeducación y reinserción que tiene en marcha la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias. Por ello, aseveró que el trabajo que realizan los reclusos en la plantación de árboles contribuye a concienciar este colectivo "en el respeto a la naturaleza y el medio ambiente", así como a educar en unos determinados valores y a crear expectativas laborales de futuro, además de la mejora paisajística que representa para el centro penitenciario.

Esta iniciativa 'verde' se enmarca en el programa '+ Bosc', cuyo principal objetivo reside en la plantación de un millón de árboles a lo largo del archipiélago, durante esta legislatura, para luchar contra el Cambio Climático, crear biodiversidad y reducir le efecto invernadero. Actualmente, Medio Ambiente ya ha conseguido llegar al 50% de su objetivo y en las dos últimas temporadas ya se han sembrado casi 500.000 árboles.