Ban Ki-moon está preocupado por las nuevas tensiones fronterizas entre Chad y Sudán

  • Naciones Unidas, 18 may (EFE).- El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, expresó hoy su preocupación por las nuevas tensiones y episodios de violencia que se han vivido en los últimos días en la región fronteriza entre Chad y Sudán, que se acusan mutuamente de respaldar a grupos rebeldes.

Ban Ki-moon está preocupado por las nuevas tensiones fronterizas entre Chad y Sudán

Ban Ki-moon está preocupado por las nuevas tensiones fronterizas entre Chad y Sudán

Naciones Unidas, 18 may (EFE).- El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, expresó hoy su preocupación por las nuevas tensiones y episodios de violencia que se han vivido en los últimos días en la región fronteriza entre Chad y Sudán, que se acusan mutuamente de respaldar a grupos rebeldes.

La portavoz de la ONU, Marie Okabe, dijo que Ban insta a todas las partes involucradas en este conflicto a poner fin a la violencia en la zona de la frontera entre los dos países, en los que se han producido en los últimos días bombardeos aéreos del ejército chadiano y ataques de los rebeldes sudaneses.

El responsable de la ONU subrayó de nuevo que "no hay una solución militar a la situación en esta subregión e insta a los Gobiernos de Chad y Sudán a evitar cualquier acto que pueda llevar a una escalada de tensiones", señaló en una declaración la portavoz.

El Gobierno de Sudán acusó el pasado sábado al vecino Chad de realizar un ataque aéreo contra suelo sudanés, el tercero en dos días, y afirmó que está considerando "todas las opciones" para responder a estas agresiones.

Por otra parte, Okabe dijo en otra declaración que el secretario general toma nota de la comparecencia voluntaria del rebelde sudanés Bahr Idriss Abu Garda en la Corte Penal Internacional (CPI), que le acusa de crímenes de guerra relacionados con el ataque el 29 de septiembre de 2007 contra la base de la antigua misión de la Unión Africana (UA) en Darfur en Haskanita.

Ban "elogia los esfuerzos del tribunal para garantizar la depuración de responsabilidades por los crímenes cometidos contra los soldados de paz y resalta que Naciones Unidas respeta la independencia del tribunal y el proceso judicial", señaló.

El acusado, que es el primer rebelde sudanés que se entrega voluntariamente a esa Corte con sede en La Haya, se enfrenta a tres cargos por crímenes de guerra presuntamente cometidos contra los "cascos azules" de la UA.

La fiscalía mantiene que en ese ataque perecieron 12 miembros de la misión de paz africana en un ataque del grupo rebelde conocido como Movimiento para la Igualdad y Justicia, que luchaba en contra del ejército sudanés y de las milicias árabes.

La CPI anunció el pasado noviembre de 2008 su caso contra tres rebeldes sudaneses por el asesinato de los militares de la UA.