El presidente de Afganistán critica los bombardeos aliados de blancos civiles

  • Berlín, 11 may (EFE).- El presidente de Afganistán, Hamid Karzai, ha criticado de nuevo el bombardeo de blancos civiles en su país por parte de las fuerzas de la coalición aliada y las tropas de la Alianza Atlántica.

El presidente de Afganistán critica los bombardeos aliados de blancos civiles

El presidente de Afganistán critica los bombardeos aliados de blancos civiles

Berlín, 11 may (EFE).- El presidente de Afganistán, Hamid Karzai, ha criticado de nuevo el bombardeo de blancos civiles en su país por parte de las fuerzas de la coalición aliada y las tropas de la Alianza Atlántica.

"Eso es algo que no debería suceder", afirmó hoy Karzai en declaraciones al informativo matinal de la primera cadena de la televisión pública alemana ARD, ante la que comentó que la guerra contra el terrorismo no se puede ganar atacando poblaciones.

Pese a todo, el presidente afgano expresó su agradecimiento a "todas las madres alemanas" cuyos hijos e hijas cumplen actualmente servicio con el ejército germano en Afganistán.

Tras destacar que la formación de las nuevas fuerzas de seguridad afganas podría durar aún unos cinco años, Karzai comentó que nadie puede decir actualmente cuanto tiempo mas durará la lucha contra el terrorismo en su país.

La canciller alemana, Angela Merkel, prometió este domingo mantener el compromiso de su gobierno con Afganistán, pese a la creciente inestabilidad que está viviendo el país, y aunque no se comprometió a enviar más efectivos sí aseguró al presidente Hamid Karzai, ayuda para acelerar la formación policial.

Merkel recibió en la cancillería a Karzai, en un momento en que el presidente se encuentra bajo presión internacional por los escasos progresos que está registrando su gobierno en la reconstrucción del país, pero en el que necesita el apoyo máximo para ser reelegido.

Karzai explicó a Merkel que uno de los problemas consiste en que la policía no ha alcanzado todavía el grado de efectividad necesario para hacer frente a todas las amenazas.

Por ese motivo, la canciller prometió hacer lo que esté en sus manos siempre y cuando ello constituya un aumento de sus efectivos desplegados, "pues Alemania ya hace lo que puede".

"Hay que lograr que la Policía, que tan sólo ha concluido su formación en un diez por ciento, consiga ser mejor en menos tiempo", dijo Merkel.

Merkel quiso lanzar un mensaje de apoyo al presidente, pero evitó demasiados elogios.

Afganistán "va por buen camino", pero todavía hay "luces y sombras" y serán necesarios muchos esfuerzos, señaló Merkel, quien subrayó que no quería dibujar las cosas mejor de lo que están.

Karzai agradeció una vez más al Gobierno alemán todo lo que ha contribuido a la reconstrucción del país y subrayó que la inestabilidad es sobre todo patente en aquellas regiones donde no hay efectivos de la comunidad internacional.

Tanto Merkel como Karzai constataron la buena cooperación que ha habido hasta ahora entre las fuerzas de seguridad, y en ese contexto el presidente afgano citó el ejemplo de la reciente detención de un dirigente talibán por parte de las fuerzas alemanas.