Familiares de 112 víctimas de paramilitares y de las FARC reciben las osamentas

  • Bogotá, 27 mar (EFE).- Los familiares de 112 víctimas de paramilitares y de guerrilleros de las FARC recibieron hoy sus osamentas en tres actos en los departamentos del Magdalena, Córdoba y Antioquia.

Familiares de 112 víctimas de paramilitares y de las FARC reciben las osamentas

Familiares de 112 víctimas de paramilitares y de las FARC reciben las osamentas

Bogotá, 27 mar (EFE).- Los familiares de 112 víctimas de paramilitares y de guerrilleros de las FARC recibieron hoy sus osamentas en tres actos en los departamentos del Magdalena, Córdoba y Antioquia.

En Santa Marta, capital del Magdalena (norte del país), la ceremonia fue encabezada por el fiscal general Mario Iguarán.

En el acto, Iguarán instó a los paramilitares y guerrilleros desmovilizados y procesados en el marco de Justicia y Paz una "mayor colaboración con informaciones precisas" que permitan localizar fosas comunes con más víctimas.

Iguarán hizo la petición en la Quinta de San Pedro Alejandrino, en la que murió el Libertador Simón Bolívar el 17 de diciembre de 1830, y al entregar los restos de 52 de las víctimas, entre ellas dos menores de edad.

"Aquí lo más importante, es que en sus versiones ante Justicia y Paz, quienes no tuvieron reparos para acabar con familias enteras, nos den la información para ubicar y desenterrar a las víctimas, que al mismo tiempo es desenterrar la verdad", subrayó Iguarán.

El fiscal general también señaló que la reparación no es sólo entregar los bienes, o decir en dónde cometieron las masacres, sino informar de los lugares en donde sepultaron a las personas asesinadas.

En Medellín y Montería se entregaron las demás osamentas.

Fuentes de la Fiscalía señalaron que hasta ahora se han entregado 503 restos óseos a familiares de víctimas de los grupos armados ilegales.

Según Iguarán, hasta ahora se han hallado 1.930 restos, pero falta por identificar a 1.427 personas.

Los restos entregados hoy corresponden a ocho mujeres y 114 hombres, exhumados entre febrero de 2007 y diciembre de 2008 en municipios de Antioquia, Córdoba y Magdalena.

En algunos casos el reporte de desaparición figuraba desde hacía más de 20 años, señalaron fuentes del máximo ente acusador.

De los 52 restos entregados en Santa Marta, 36 fueron víctimas de paramilitares de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), y 16 asesinados por guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Iguarán indicó también que su despacho tiene denuncias de "de más de 4.000 fosas" comunes con víctimas.

Para la recuperación de cadáveres las autoridades colombianas tuvieron apoyo técnico y financiero de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid).