Los talibanes han utilizado fósforo blanco en Afganistán

  • Londres, 12 may (EFE).- Los combatientes talibanes han utilizado municiones con fósforo blanco para atacar a las fuerzas occidentales en Afganistán, informa hoy el diario británico The Times, que cita fuentes estadounidenses.

Londres, 12 may (EFE).- Los combatientes talibanes han utilizado municiones con fósforo blanco para atacar a las fuerzas occidentales en Afganistán, informa hoy el diario británico The Times, que cita fuentes estadounidenses.

Esa substancia, que puede producir intensas quemaduras, ha aparecido en ingenios explosivos improvisados que se han encontrado en distintas regiones del país asiático donde se han venido produciendo combates, señala el periódico.

Jennifer Willis, portavoz del Ejército estadounidense en Bagram, cerca de Kabul, declaró a la prensa que las marcas de algunas de esas municiones indican que el fósforo blanco ha sido fabricado en países como el Reino Unido, China, Rusia e Irán.

La utilización del fósforo blanco como arma está prohibida por las convenciones de Ginebra, pero distintos ejércitos, entre ellos el israelí en Gaza, han sido acusados de emplear esa substancia contra civiles.

El ministerio británico de Defensa ha ordenado una investigación sobre cómo ese tipo de municiones de fabricación británica pueden haber acabado en manos de los talibanes.

Algunas plantas propiedad de la empresa británica BAE Systems fabrican morteros de 81 milímetros que disparan municiones de fósforo blanco para iluminar zonas enemigas en Afganistán.

Fuentes del ministerio de Defensa niegan, sin embargo, que los talibanes se hayan hecho con algunos de los morteros enviados a las tropas británicas que combaten en la provincia afgana de Helmand.

Las únicas municiones de fósforo blanco encontradas en la provincia son de 120 y 150 milímetros, calibres que no utilizan las fuerzas británicas, según esas fuentes.

Los norteamericanos han confirmado por su parte que usan fósforo blanco en Afganistán, pero en ningún caso como arma contra personas sino simplemente para marcar objetivos, iluminar áreas, destruir búnkers previamente desalojados o "prender fuego a la munición enemiga".