Una comisión recomienda al Gobierno israelí endurecer las condiciones de los presos de Hamás

  • Jerusalén, 19 mar (EFE).- Una comisión ministerial encabezada por el titular de Justicia israelí, Daniel Friedmann, exhortó al Gobierno a endurecer las condiciones de los presos de Hamás como medida de presión sobre el grupo islamista, informan hoy medios locales.

Una comisión recomienda al Gobierno israelí endurecer las condiciones de los presos de Hamás

Una comisión recomienda al Gobierno israelí endurecer las condiciones de los presos de Hamás

Los soldados israelíes mataron civiles en Gaza con órdenes "laxas" de combate

Los soldados israelíes mataron civiles en Gaza con órdenes "laxas" de combate

Jerusalén, 19 mar (EFE).- Una comisión ministerial encabezada por el titular de Justicia israelí, Daniel Friedmann, exhortó al Gobierno a endurecer las condiciones de los presos de Hamás como medida de presión sobre el grupo islamista, informan hoy medios locales.

La decisión fue adoptada después del fracaso de las negociaciones que Israel y Hamás mantuvieron en El Cairo para alcanzar un canje de prisioneros a cambio de la puesta en libertad del soldado israelí Guilad Shalit, capturado en junio de 2006 por tres milicias palestinas, entre ellas el brazo armado de Hamás.

La comisión analizó la situación de los palestinos en prisiones en Israel y la posibilidad de poner a los miembros de Hamás y de la Yihad Islámica bajo las mismas condiciones en que está Shalit.

A este respecto, decidió establecer un equipo de trabajo encargado de estudiar los privilegios que deberán ser revocados a los presos palestinos islamistas.

El equipo estará integrado por el fiscal general, representantes del Servicio de Seguridad Interior (Shin Bet), Defensa, Ejército y el Servicio de Prisiones, y entregará sus recomendaciones operacionales al Ministerio de Defensa en el plazo de dos semanas, agregan los medios.

"Hasta donde yo sé, algunos (de los presos) disfrutan de condiciones superiores a los privilegios mínimos", manifestó el ministro israelí de Justicia en declaraciones a la edición electrónica del diario "Yediot Aharonot".

"Hay algunas medidas que pueden ser adoptadas sin violar la ley, como por ejemplo, restringirles el número de visitas familiares, el acceso a teléfonos y un mayor control de los productos que les son entregados", agregó.

Las dos partes se acusaron mutuamente del fracaso de las conversaciones para el canje, en las que Hamás exigió la liberación de 1.450 de sus militantes presos en Israel a cambio del soldado israelí.

Según distintas fuentes, las negociaciones fracasaron por una diferencia de menos de un centenar de presos, que Israel no quiere liberar por tratarse de responsables de los atentados suicidas más sangrientos de la Segunda Intifada.