El Gobierno paquistaní dice que la ofensiva en Swat continuará hasta poner fin al terrorismo

  • Islamabad, 9 may (EFE).- El primer ministro paquistaní, Yusuf Razá Guilani, reiteró hoy que la operación militar contra la insurgencia talibán en el valle de Swat y otros distritos del norte del país continuará hasta acabar con el "terrorismo" y anunció nuevas ayudas para los desplazados.

Islamabad, 9 may (EFE).- El primer ministro paquistaní, Yusuf Razá Guilani, reiteró hoy que la operación militar contra la insurgencia talibán en el valle de Swat y otros distritos del norte del país continuará hasta acabar con el "terrorismo" y anunció nuevas ayudas para los desplazados.

Guilani instó a los paquistaníes a apoyar la acción del Ejército por el bien de las generaciones futuras, en unas declaraciones recogidas por el canal privado "Dawn".

"La operación continuará hasta acabar con el terrorismo. Esto no es una guerra normal, sino una guerra de guerrillas (...) pero el compromiso del Ejército es que haya el mínimo daño colateral", dijo Guilani ante la prensa, tras una reunión especial con los miembros de su Gabinete.

El jefe del Ejecutivo anunció la creación de un comité gubernamental que se encargará del seguimiento de los desplazados, para quienes se destinarán 200 millones de rupias adicionales (unos 2,5 millones de dólares).

Está cantidad debe sumarse a los 1.000 millones de rupias, 12,5 millones de dólares aproximadamente, a los que Guilani se comprometió el pasado jueves.

Asimismo, explicó que el próximo lunes se debatirá la situación de seguridad en el país en una sesión especial del Parlamento nacional.

El Gobierno paquistaní dio el pasado jueves por roto el acuerdo de paz alcanzado entre las autoridades provinciales y los talibanes de Swat el pasado febrero y ordenó al Ejército emprender una nueva operación contra los extremistas.

El pacto, que preveía la aplicación de la "sharía" (ley islámica) en varios distritos septentrionales a cambio de la pacificación de Swat, había sido aprobado por el Parlamento nacional y ratificado por el presidente paquistaní, Asif Alí Zardari.

Antes de la ruptura oficial del acuerdo, las fuerzas de seguridad paquistaníes iniciaron la semana pasada ofensivas contra los integristas en los distritos septentrionales de Dir y Buner, éste último a cien kilómetros de Islamabad.

Los talibanes, procedentes de Swat, penetraron en abril en Dir y Buner y despertaron la alarma de la comunidad internacional.

Ayer, el Ejército informó de la muerte de 171 talibanes en estos distritos, 140 de ellos en Swat, donde entre 12.000 y 15.000 soldados se enfrentan a unos 4.000 insurgentes, según el portavoz militar, Athar Abbas.

Las fuerzas de seguridad prosiguen hoy con las ofensivas y han acabado con la vida de otros 24 integristas durante las últimas horas en diversos choques, según el canal privado "Geo TV".

Las autoridades estiman que unas 200.000 personas se han visto forzadas a abandonar sus hogares debido al conflicto.