La ONU advierte que podría soslayar la disputa sobre el lecho marino de las Malvinas

  • Naciones Unidas, 13 may (EFE).- La Comisión de Límites de la Plataforma Continental de la ONU podría dejar de lado los reclamos presentados por Argentina y Reino Unido sobre el lecho marino de las islas Malvinas, si ambos países no alcanzan un acuerdo, advirtió hoy el secretario de este órgano mundial, Hariharan Pakshi Rajan.

La ONU advierte que podría soslayar la disputa sobre el lecho marino de las Malvinas

La ONU advierte que podría soslayar la disputa sobre el lecho marino de las Malvinas

Naciones Unidas, 13 may (EFE).- La Comisión de Límites de la Plataforma Continental de la ONU podría dejar de lado los reclamos presentados por Argentina y Reino Unido sobre el lecho marino de las islas Malvinas, si ambos países no alcanzan un acuerdo, advirtió hoy el secretario de este órgano mundial, Hariharan Pakshi Rajan.

El Gobierno argentino y el británico han presentado ante esta comisión de Naciones Unidas sendos informes en los que cada parte reclama como propia la extensión de la plataforma continental del disputado archipiélago, que se cree rica en hidrocarburos.

Rajan recordó que la Comisión de Límites de la Plataforma Continental de Naciones Unidas es de carácter técnico y, por tanto, carece de la autoridad para inmiscuirse en contenciosos de soberanía.

"Si no hay un acuerdo entre las partes, la comisión puede dejar de lado estos informes sobre los que hay una disputa, hasta que los implicados se entiendan", dijo Rajan en una conferencia de prensa en Naciones Unidas.

Resaltó que la responsabilidad de los 21 técnicos que la conforman es analizar los datos y los documentos de cada informe, con el fin de determinar si la extensión de la plataforma continental solicitada se sustenta científicamente.

"No somos ningún tribunal", insistió.

La Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar dispone que un Estado ribereño con amplio margen continental puede establecer el límite de su plataforma continental más allá de las 200 millas establecidas siempre que, a partir de estudios técnicos y científicos, demuestre que esa extensión es la prolongación natural de su territorio bajo el mar.

Argentina incluyó como propias a las Malvinas y las islas Georgias y Sandwich del Sur en el informe que presentó el pasado 22 de abril a la comisión.

La solicitud argentina propone un aumento del 35 por ciento en el lecho y subsuelo que considera soberanía de ese país, al agregar 1,7 millones de kilómetros cuadrados a su plataforma continental.

El ministerio de Asuntos Exteriores británico advirtió el 24 de abril que el Reino Unido "no acepta" la propuesta argentina, y el pasado lunes presentó su propio informe a Naciones Unidas.

Las Malvinas, a 400 millas náuticas del territorio argentino, fueron ocupadas por los británicos en 1833 y, por su posesión, Argentina y el Reino Unido libraron una guerra de 72 días en 1982, en la que murieron 255 militares británicos y más de 650 soldados argentinos.