Heridas tres personas en un ataque con proyectiles presuntamente ejecutado por el PKK en el este de Turquía


MADRID|

Al menos tres civiles han resultado heridos este miércoles en un ataque con proyectiles presuntamente perpetrado por milicianos del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) en la provincia de Osmaniye (este).

Según las informaciones recogidas por la agencia turca de noticias Dogan, entre los heridos figura un niño de cuatro años que fue alcanzado por la metralla.

Las fuerzas de seguridad han lanzado una operación para intentar detener a los responsables de los disparos. El PKK no se ha pronunciado por el momento sobre el suceso.

El PKK, que se alzó en armas contra el Gobierno turco en 1984, está considerado como una organización terrorista por Turquía, Estados Unidos y la Unión Europea.

El alto el fuego acordado entre el Gobierno turco y el PKK terminó en julio de 2015 y dio paso a una reanudación de los enfrentamientos, combates y ataques en una región ya marcada por la violencia de la guerra de Siria y las acciones del grupo terrorista Estado Islámico en este país y en Irak.