Abu Sayaf libera a uno de los empleados de Cruz Roja secuestrados en enero

  • Zamboanga (Filipinas), 2 mar (EFE).- La banda terrorista Abu Sayaf liberó hoy a la mujer filipina secuestrada junto a otros dos empleados del Comité Internacional de la Cruz Roja, un suizo y un alemán, en el sur de Filipinas a mediados del pasado enero, indicaron hoy fuentes del gobierno.

Zamboanga (Filipinas), 2 mar (EFE).- La banda terrorista Abu Sayaf liberó hoy a la mujer filipina secuestrada junto a otros dos empleados del Comité Internacional de la Cruz Roja, un suizo y un alemán, en el sur de Filipinas a mediados del pasado enero, indicaron hoy fuentes del gobierno.

El ministro de Defensa, Gilberto Teodoro, señaló en declaraciones a la televisión. que la empleada filipina del comité, Mary Jean Lacaba, fue entregada a las autoridades civiles y militares de la isla de Joló, a sur del archipiélago.

Por su parte el presidente de la Cruz Roja filipina, senador Richard Gordon, dijo que había recibido información de que los otros dos rehenes estaban vivos, aunque uno de ellos sufría algún tipo de dolencia que le impedía caminar.

La liberación de Lacaba, de 37 años, se produjo después de que a principios de esta semana los secuestradores amenazan con decapitar a uno de los tres secuestrados en respuesta a las acciones de los soldados para aproximarse a la guarida de Abu Sayaf.

La organización extremista, que ha decapitado en el pasado a varios de sus rehenes, no ha exigido hasta ahora el pago de un rescate.

El suizo Andreas Notter, de 39 años, el italiano Eugenio Vagni, de 62, y la filipina Jean Lacaba, fueron secuestrados el pasado 15 de enero cuando llevaban a cabo una inspección rutinaria de una cárcel en Joló.

Fundado en 1991 por ex combatientes de la guerra de Afganistán contra la Unión Soviética, Abu Sayyaf está vinculado a la Yemaa Islamiya, el brazo de Al Qaeda en el Sudeste Asiático.

Considerado un grupo terrorista por los gobiernos de Filipinas y Estados Unido, se le atribuyen los atentados más sangrientos de los últimos años en el archipiélago y múltiples secuestros de locales y extranjeros.