ETA.-Presidenta de Juntas de Gipuzkoa le pide que desaparezca y muestra su apoyo a empresas adjudicatarias de la Y vasca

SAN SEBASTIAN, 9 (EUROPA PRESS) La presidenta de las Juntas Generales de Gipuzkoa, Rafaela Romero (PSE), condenó hoy el atentado con coche bomba perpetrado por ETA en Madrid contra la constructora Ferrovial Agromán, una de las adjudicatarias de las obras de la 'Y vasca', al tiempo que exigió a la banda terrorista que "desaparezca" y trasladó su "solidaridad" con las empresas que trabajan en la construcción del Tren de Alta Velocidad en Euskadi. En un comunicado, Romero afirmó que "hoy es el día en el que hay que manifestar apoyo y solidaridad a las empresas constructoras de la 'Y vasca'" y con "el pueblo madrileño", al tiempo que es preciso comprometerse "con el incremento de la seguridad de los trabajadores y empresarios que están haciendo posible este gran proyecto para el futuro de Euskadi, España y Europa". La presidenta del Parlamento guipuzcoano destacó que es hora de "recalcar que lo único que ETA aporta son bombas, balas, muertos, viudas, huérfanos, destrozos y chantajes" y "lo único que defienden los que justifican y se callan ante todo eso es la violencia como forma de expresión política". Además, recalcó la voluntad "desde Gipuzkoa, de mostrar a la ciudadanía madrileña y a sus instituciones el apoyo y afecto del pueblo vasco, que sabe, como nadie, lo que es sufrir la amenaza, la muerte y la violencia de esta pandilla de mafiosos". Romero exigió a ETA que "respete el sentir mayoritario de la sociedad vasca y española y desaparezca" y aseguró que "Euskadi será capaz, pese a ETA y su grupúsculo de acompañantes silenciosos, de construir más Euskadi, más progreso, mejores infraestructuras" y una sociedad "más libre, más justa y más cohesionada". Asimismo, consideró que "la política y las instituciones tienen que trabajar la paz recomponiendo la unidad política frente a ETA, acompañando a las víctimas del terrorismo" y teniendo "como prioridad clara acabar con las ambigüedades que los violentos utilizan para mantener el oxígeno y promover una activa deslegitimación social y política de ETA y de su entorno".