PSE dice que Zapatero cerrará la herida de la democracia española en el País Vasco

BILBAO, 12 (EUROPA PRESS)

El presidente del PSE-EE, Jesús Eguiguren, reconoció hoy que el hecho de que los socialistas hayan arrebatado el Gobierno vasco al PNV le puede generar "algunos problemas" al Ejecutivo central en el Congreso de los Diputados, pero destacó que José Luis Rodríguez Zapatero va a recibir "el mayor de los premios que puede recibir un Gobierno en España que, en definitiva, es cerrar la herida que ha tenido la democracia española en el País Vasco".

En declaraciones a la cadena SER, recogidas por Europa Press, Eguiguren dijo que este objetivo "es responsabilidad" de los socialistas vascos y señaló que es algo que deben "conseguir".

"Estamos muy agradecidos del apoyo que hemos recibido por parte de Zapatero, sabiendo que va a tener algunos pequeños problemas", afirmó, para resaltar que los socialistas vascos pondrán sus vidas al servicio de "cerrar esa herida que tiene la democracia española desde la transición".

"Eso lo van a agradecer todos los españoles porque han estado preocupándose de lo que pasaba en este país y vamos a procurar que dejen de preocuparse", manifestó.

Respecto a la conformación del próximo Gobierno vasco, Eguiguren indicó que, a la vuelta del verano, el PSE-EE celebrará un congreso en el que tendrá que armonizar la designación de consejeros con los cargos del partido. "El papel del partido ocupa un papel secundario. Haremos lo que tengamos que hacer para hacer el mejor de los gobiernos posible, y el tema del partido es un tema menor", explicó.

CRITICAS AL PNV

Por otro lado, el dirigente socialista dijo al PNV que "a los gobiernos no se les puede deslegitimar porque se deslegitima a las instituciones", y añadió que, "ahora que están en la oposición, se darán cuenta de que algún error han cometido que les llevara a la oposición".

Jesús Eguiguren destacó que los dirigentes del PNV "ni en la peor de las pesadillas se imaginaban dejar el Gobierno", por lo que dijo entender que "debe ser duro" para ellos.

Según afirmó, el PNV tiene "un problema de definición política" y consideró que va a ser "una bendición" para ellos estar en la oposición y poder hacer esa reflexión "porque todos los partidos en España y en Europa se han adaptado a los tiempos".

"Quizá el que no ha tenido congresos de definición ideológica, rupturas con el pasado, situaciones por las que hemos pasado todos, ha sido el PNV, en parte, porque ha estado gobernando", precisó. En este sentido, argumentó que, "cuando se gobierna, parece que todo está bien, pero ahora que están en la oposición, se darán cuenta de que algún error han cometido que le llevara a la oposición".