Pleno.- De Cospedal reta a Barreda a dimitir si el año que viene no hay 90.000 personas menos en las listas del INEM

Acusa al presidente regional de hablar con "verdades a medias" y critica la "pasividad" de la Junta TOLEDO, 9 (EUROPA PRESS) La presidenta del PP castellano-manchego y secretaria general del partido a nivel nacional, María Dolores de Cospedal, acusó hoy al presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, de "faltar a la verdad" cuando habla de la situación económica actual y el desempleo, y le retó a dimitir si el año que viene no hay 90.000 personas menos en las listas del INEM. En su intervención en el Pleno de las Cortes, De Cospedal comenzó su intervención haciéndose eco de las palabras de condena contra el atentado perpetrado hoy en Madrid por parte del presidente del Parlamento regional, Francisco Pardo y, recordando a los "asesinos" que con la fuerza del Estado de Derecho "ETA nunca va a conseguir sus objetivos y los demócratas vamos siempre a vencerles". La presidenta regional del PP coincidió con el presidente de Castilla-La Mancha en que el paro es el principal problema para los más de dos millones de castellano-manchegos. Según afirmó, "el paro es un drama personal, vital y familiar, que trunca expectativas familiares, y hace que en nuestra región más de 155.000 personas vivan uno de los peores dramas: que es no tener un puesto de trabajo". Ante la "pasividad" del Gobierno regional, según apuntó De Cospedal, el Grupo Parlamentario Popular tuvo que pedir la comparecencia del Gobierno en las Cortes, con el objetivo de que se hable de lo que más preocupa a los ciudadanos. Así, la presidenta de los 'populares' reprochó a Barreda que hable con "verdades a medias" y que diga que la situación económica de la región es igual a la de otros lugares. "Eso es una verdad a medias --continúo De Cospedal--, porque todos saben que en España tenemos una tasa de paro del 14 por ciento, mientras que en Europa es la mitad". La presidenta regional reiteró en varias ocasiones en que el PP confía más que nadie en Castilla-La Mancha, pero sin embargo, "no confiamos en el Gobierno autonómico". Desde la tribuna, De Cospedal comentó que la crisis nos afecta a todos, pero en Castilla-La Mancha "nos afecta más". Y así, dijo, ante esta difícil situación, "lo único que vemos es que en la región el paro sigue creciendo a un ritmo alarmante". Lamentó que Barreda, durante su debate de investidura en junio de 2007, dijera que la comunidad tenía prácticamente pleno empleo, cuando "teníamos 87.000 parados". "LAS COSAS ESTÁN MAL" Además, le recordó "tristemente" que en Castilla-La Mancha de cada diez puestos de trabajo nuevos, nueve de ellos son temporales, y lamentó que desde que Barreda tomara posesión como presidente de la comunidad en 2007, 210 personas pierdan su puesto de trabajo al día. Pidió al presidente que reconozca que las cosas están mal y pongan remedio, a la vez que propongan propuestas efectivas. Tras recordar que en Castilla-La Mancha existen mas de 155.000 parados y más de 60.000 personas que no cobran ningún tipo de prestación, le dijo a Barreda que gobernar es adelantarse a los acontecimientos y ofrecer soluciones. Además, reprochó al Gobierno autonómico que "se riera" y criticara la comisión de seguimiento de la crisis creada por el PP este verano. Por último, criticó que el presidente regional hable de efecto frontera para justificar los datos, y por ello se preguntó qué tipo de mercado laboral tiene Castilla-La Mancha. A juicio de María Dolores de Cospedal, este tipo de argumentación se cae por su propio peso.