Asaja asegura que continúan los robos en el campo de "manera alarmante"

CÓRDOBA, 12 (EUROPA PRESS)

Asaja Córdoba aseguró hoy que continúan los robos en el campo de "manera alarmante, que la inseguridad es cada vez mayor y la falta de resultados ante las denuncias hace que los afectados desistan de hacerlas".

La organización agraria se refirió así a los datos que ofreció hoy el subdelegado del Gobierno, Jesús María Ruiz, sobre los robos en la campaña de la aceituna, asegurando que las denuncias han disminuido un 21 por ciento.

Al respecto, la patronal subrayó que "además del robo de cosechas y animales, transformadores, cables de alta y baja tensión, placas solares, instalaciones eléctricas, equipos e instalaciones de riego, maquinaria, enseres en las viviendas, y en general todo lo susceptible de ser revendido, está destinado al robo en el medio rural cordobés, donde la impunidad con la que actúan los ladrones ha multiplicado los robos en los últimos años, especialmente en los últimos meses, incluso en algún caso con hechos violentos".

Por ello, solicita al subdelegado del Gobierno que tome cartas en el asunto y se haga cargo de garantizar la seguridad en el campo. Los agricultores y ganaderos lamentan "la escasa vigilancia y la desatención por parte de las fuerzas del orden, pues, ante la falta de medios, tanto humanos como materiales, ni la Guardia Civil en su ámbito de actuación, ni la Policía Nacional en los municipios mayores en las que ésta tiene competencias, resuelven este problema, limitándose a cumplimentar y archivar las denuncias que les llegan sin llegar a resolverse".

De este modo, pide que se tomen cartas en el asunto, que investiguen los robos, que arbitren un Plan de Actuación efectivo que permita coordinar a la Guardia Civil y a la Policía Nacional para conseguir que "de una vez por todas se incremente la vigilancia y la seguridad en los núcleos rurales, cuyos ciudadanos en general, y los agricultores y ganaderos en particular, se encuentran en situación de desamparo y no cuentan con medios propios para evitar estos robos que causan cuantiosas pérdidas económicas y graves daños a las explotaciones".