CCOO y UGT critican que las muertes en accidentes laborales aumentaron en un 140 por ciento el pasado año

JAÉN, 28 (EUROPA PRESS)

Los sindicatos CCOO y UGT criticaron hoy que las muertes por accidentes laborales registradas en la provincia de Jaén a lo largo del pasado año aumentaron en más de un 140 por ciento, con 17 trabajadores fallecidos, de los que el 70 por ciento tenían contratos temporales.

Durante la concentración que ambos sindicatos convocaron con motivo del Día Internacional de la Seguridad y la Salud en el Trabajo, el secretario general de CCOO-Jaén, José Moral, añadió que, además, hay que tener en cuenta que murieron otras cuatro personas que "no están computados como tales". "Un año nefasto para esta provincia", agregó.

El sindicalista lamentó también que a cuenta de la crisis económica "se pretende pasar de puntillas por una cuestión que la patronal ve en términos de imposición y no en términos de compromiso", en el sentido de que pide que se desregularice más el mercado. "No sé ya qué pretenden, salvo que lo que pretendan es que entreguemos salud por trabajo", apuntó.

En cualquier caso, Moral advirtió que los sindicatos van a seguir luchando por los trabajadores porque "no hay justificación" para que haya empleos sin calidad ni para que los trabajadores arriesguen la vida en el desempeño de su labor, "eso no lo puede justificar ninguna crisis", apostilló.

En esta misma línea, el secretario general de UGT-Jaén, Manuel Salazar, recalcó que en Jaén las cifras del año pasado "pueden ser de las más dramáticas de la reciente historia laboral". "17 muertes hacen que este día sea especialmente reivindicativo en la provincia", subrayó para incidir en que con esta concentración vuelven a resaltar que las personas tienen derecho a trabajar con seguridad.

"La siniestralidad tiene nombre y apellidos: Precariedad, subcontratación, falta de información y, en definitiva, falta de medidas preventivas en el trabajo", explicó Salazar, quien precisó que por ello reclaman a las Administraciones, por un lado, "más medios y recursos" para la Inspección de Trabajo; a la fiscalía, por otro lado, que "llegue hasta las últimas consecuencias en los accidentes" y, por último, a los empresarios "sobre todo" para que "cumplan con su obligación y compromiso de salvaguardar la salud".

El sindicalista resaltó que en periodos de crisis no puede ser una excusa la disminución de los recursos en prevención y aprovechó para hacer un llamamiento a la responsabilidad de los empresarios para que "cumplan los compromisos adquiridos y la cultura preventiva se implante definitivamente en la empresa", de forma que se acabe con la "lacra de la muerte en el trabajo".