Comisiones Obreras critica el "despido fulminante" de un trabajador de Martiglass "por su actividad sindical"

JAÉN, 18 (EUROPA PRESS)

Comisiones Obreras en Jaén denunció hoy la actuación de Martiglass, una empresa del sector de la manufactura y distribución de vidrios ubicada en la capital, por considerar que "está vulnerando tanto los derechos sindicales como la legislación laboral". La última muestra de ello ha sido el "despido fulminante" de un afiliado a CCOO "por su actividad sindical".

El sindicato explicó en un comunicado que ha iniciado actuaciones en contra de Martiglass tras tener conocimiento de "varias irregularidades que el empresario viene cometiendo, la última de las cuales ha sido el despido del citado trabajador "a raíz del preaviso de elecciones sindicales en la empresa formulado recientemente por este sindicato, y en las que iba a ser el candidato de Comisiones Obreras".

Además, de acuerdo con la información recabada por el Sindicato Provincial de Industrias de Textil-Piel, Químicas y Afines (Fiteqa) de CCOO-Jaén, la empresa está incurriendo en diversas actuaciones irregulares, entre las que destacan el "exceso de jornadas de trabajo, la ausencia de un calendario laboral predeterminado y el pago de sueldos por debajo de los niveles salariales establecidos por el convenio colectivo del sector".

Igualmente, criticó la realización de "abundantes horas extraordinarias sin reflejo en nómina, la falta de un plan de prevención de riesgos laborales así como de botiquines de primeros auxilios convenientemente dotados y la carencia de equipos de protección individual".

Así las cosas, Fiteqa-CCOO formuló la oportuna denuncia ante la Inspección de Trabajo y su secretario provincial, Andrés Vera, se entrevistó personalmente con miembros de este servicio para instarlas a la realización de las oportunas diligencias informativas en Martiglass. Paralelamente, el sindicato realizó hoy una concentración a las puertas de la empresa en la que tomó parte una treintena de delegados sindicales.

"Cuando el trabajador despedido comenzó a desarrollar una actividad sindical en la empresa para formar una candidatura de CCOO la reacción del empresario fue fulminante, aun a sabiendas de que el cese es absolutamente improcedente, cosa que reconoce en la carta de despido y por lo que, de antemano, deposita previamente a cualquier actuación judicial la indemnización correspondiente ante las instancias oportunas", comentó Vera.

A juicio del sindicalista, esta forma de proceder es un claro indicador del "nulo respeto de esta empresa por el papel social de los sindicatos y por la dignidad de sus trabajadores".