El Consell y AVA inician negociaciones para impulsar un seguro citrícola contra la crisis de precios

VALENCIA, 16 (EUROPA PRESS)

La Conselleria de Agricultura, Pesca y Alimentación y AVA-Asaja han iniciado las negociaciones para impulsar una póliza que proteja a los citricultores frente a futuras crisis de precios. Para ello, la formación agraria, aportará sus conocimientos sobre el cultivo y la problemática existente y la Conselleria colaborará o encargará a instituciones de investigación y universitarias los estudios que sean necesarios a nivel técnico.

Así, lo anunció el presidente de AVA-Asaja, Cristóbal Aguado , durante su intervención en transcurso de la jornada técnica de seguros bajo el lema '30 Años de Seguros Agrarios; Nuevos Retos, Nuevos Riesgos, Nuevos Seguros', que clausuró la consellera de Agricultura, Pesca y Alimentación, Maritina Hernández, y en la que también participó el director de la Entidad Estatal del Seguros Agrarios (Enesa), Fernando Burgaz, según informó la entidad agraria en un comunicado.

La consellera destacó en su intervención el "importante esfuerzo presupuestario" que realiza su departamento en la contratación de seguros agrarios, que "compensa" así el "recorte de más de 4,8 millones de euros" llevado a cabo por el Gobierno central, según informaron fuentes de la Generalitat en un comunicado.

Asimismo, Hernández resaltó el incremento de las subvenciones para implantación de un seguro de costes, que consideró un objetivo "prioritario" del Consell para garantizar las rentas de los agricultores.

Además, manifestó que este tipo de cobertura "está llamada a jugar un papel importante en el futuro de la agricultura mediterránea" y recordó que el Consell, en 2009, ha incrementado en un 10 por ciento la subvención para la contratación de seguros, con lo que las ayudas llegarán hasta el 60 por ciento de la póliza, pudiendo ser hasta del 70 por ciento en caso de los seguros que afectan a figuras de calidad protegida, como las Indicaciones Geográficas Protegidas o las Denominaciones de Origen.

Este incremento es el máximo permitido por la legislación, determinado en función de la aportación que realiza el Gobierno central a través de la Entidad Estatal de Seguros Agrarios (Enesa), para compensar el descenso en la aportación del Gobierno Central que supone un recorte de 4,8 millones de euros para el ejercicio 2009, insistió.

Agregó que el objetivo de la medida del Consell es, por tanto, reducir el coste final del seguro para los agricultores y ganaderos de la Comunitat Valenciana, puesto que es un factor que aporta "seguridad y confianza, especialmente en un año complicado como el actual". Por ello, se destinarán un total de 24 millones de euros para subvencionar las primas correspondientes a las pólizas suscritas.

"ESTABILIZAR LA RENTA"

Durante su intervención, apuntó que la protección de las rentas de los agricultores, ganaderos y pescadores es una de las "líneas estratégicas" del Consell y consideró el seguro de costes como "un instrumento capaz de contribuir a la estabilización de la renta de los productores, de cubrir los riesgos derivados del mercado, superando la tradicional misión del seguro como herramienta de gestión de la actividad agraria".

Al respecto, la consellera manifestó la "necesidad" de los titulares de explotaciones de "una cobertura aseguradora que permita realizar inversiones en tecnología, que permita transferir los conocimientos procedentes de la investigación, y que posibilite una planificación a medio y largo plazo".

Asimismo, subrayó que la política de seguros agrarios es un instrumento "muy eficaz" para el mantenimiento de las rentas en el sector agrario, ya que proporciona "una adecuada cobertura a las producciones agropecuarias frente a los riesgos que ocasionan pérdidas en las explotaciones", concluyó.

Por su parte, el máximo responsable de Enesa señaló que los seguros agrarios "no pueden resolver problemas estructurales sino coyunturales". Así, Burgaz matizó que, "en el contexto de lo que la OCM de Frutas y Hortalizas entiende como gestión de crisis, se podría plantear a medio o largo plazo el conseguir una estabilización, una red de seguridad que permitiera a los productores que sus ingresos no se situasen por debajo de un determinado nivel".