Trabajo y Empleo estudia ampliar las ayudas para favorecer la cotitularidad de las explotaciones agrarias

TOLEDO, 8 (EUROPA PRESS)

La consejera de Trabajo y Empleo, María Luz Rodríguez, expresó hoy en Talavera de la Reina (Toledo), durante un encuentro de trabajo mantenido con representantes de la Federación de Asociaciones de Mujeres Rurales (FADEMUR), su compromiso de estudiar la ampliación de las ayudas para favorecer la cotitularidad de las explotaciones agrarias en Castilla-La Mancha.

En estos momentos, el decreto de ayudas para promover la afiliación a la Seguridad Social de cónyuges y descendientes de los titulares de explotaciones agrarias complementa, con un 20 por ciento más, la reducción del 30 por ciento de las cotizaciones a la Seguridad Social que ya dispone la normativa estatal para mujeres de hasta 40 años. De esta forma, la suma de ambas ayudas, estatal y autonómica, permite una reducción del 50 por ciento de la cotización a la Seguridad Social durante un periodo de 5 años.

Por otra parte, para las mujeres entre 41 y 45 años, el Gobierno regional subvenciona el 50 por ciento de las cotizaciones al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) cuando estas mujeres agrarias se dan de alta en la Seguridad Social, informó la Junta en nota de prensa.

Con el compromiso adquirido hoy por la responsable de Trabajo y Empleo, podrán beneficiarse de esta misma medida aquellas mujeres que trabajen en el medio rural y que tengan entre 46 y 50 años.

Rodríguez apuntó que "esta medida es un elemento imprescindible para avanzar en la igualdad entre hombres y mujeres en el medio rural", constituyendo una muestra más de la apuesta decidida del Gobierno de Castilla-La Mancha en esta materia, además de "reconocer y hacer visible el trabajo de muchas mujeres que durante años han trabajado en el medio rural en silencio, garantizándolas una mayor protección social para el futuro".

Por último, la consejera solicitó la colaboración de las representantes de FADEMUR para dar a conocer estas medidas del Gobierno autonómico entre las mujeres del medio rural de la región porque "tenemos que ser conscientes de que aún nos quedan muchas barreras culturales por romper".