Aerolíneas deben informar desde mañana de limitaciones de entrada de carne, pescado y miel a la UE

BRUSELAS, 30 (EUROPA PRESS)

Las compañías internacionales de transporte de pasajeros y las de servicios postales deberán informar a partir de mañana de las restricciones que impone la Unión Europea a la entrada desde países terceros de productos de origen animal --incluida carne, pescado, moluscos y miel--, como medida de precaución contra la propagación de enfermedades animales.

La prohibición afecta principalmente a la carne y la leche del país de origen extracomunitario, así como a productos elaborados a partir de estos alimentos, aunque la norma prevé algunas excepciones. Sí se podrán introducir estos productos desde Croacia, Islas Feroe e Islandia con la condición de que no superen 10 kilogramos.

La leche en polvo y alimentos para bebés, alimentos especiales y comida para mascotas prescritos por razones médicas quedan asimismo exentos del veto, con la condición de que su peso no sea mayor a 2 kilogramos, que no necesiten refrigeración antes de su apertura, que sean de venta directa al consumidor y que su precinto esté intacto si no está siendo utilizado.

En lo que respecta a los productos del mar (pescados y mariscos), los pasajeros podrán llevar o enviar hasta 20 kilogramos o un solo ejemplar que supere ese peso. Para otros alimentos como la miel, las ostras o mejillones vivos y los caracoles, se podrán introducir o enviar a la UE hasta dos kilogramos.

La normativa que restringe la entrada de artículos de origen animal no se aplica a los productos transportados entre Estados miembros ni a aquellos procedentes de Andorra, Liechenstein, Noruega, San Marino y Suiza.

El objetivo de las medidas es prevenir la entrada en la Unión Europea de enfermedades animales como la fiebre aftosa u otras que puedan ser transmitidas a los humanos.

Para garantizar que los usuarios están debidamente informados de estas normas tanto en los puntos de partida como durante su viaje, desde finales de 2008 se han distribuido carteles en 35 idiomas en puertos, aeropuertos y otros puntos de entrada a la Unión Europea. Ahora también se proyectará un vídeo en 35 idiomas en los puntos de entrada a la UE y, especialmente, en aeropuertos y durante los vuelos desde países terceros.

Las novedades que se introducen a partir del 1 de mayo, además de aunar en un único reglamento todas las limitaciones de peso que existen para cada producto y de obligar a las compañías de transporte a informar a los usuarios, exige a los Estados miembros un mayor esfuerzo en lo que se refiere a los controles sobre el equipaje de los viajeros y sobre los paquetes postales.