Martín dice que el cultivo de la faba asturiana atraviesa un "momento dulce" y recuerda la alta producción de 2008

OVIEDO, 19 (EUROPA PRESS)

El Consejero de Medio Rural y Pesca, Aurelio Martín, aseguró hoy que la producción de faba asturiana atraviesa por un "momento dulce" y recordó que el pasado año, casi 330 parcelas aparecieron inscritas para el cultivo de este producto, superando las cien hectáreas la superficie destinada a su cultivo y se produjeron cerca de 80 toneladas. Martín destacó asimismo que el precio medio abonado al agricultor ha alcanzó los ocho euros.

El Consejero hizo estas declaraciones durante la celebración esta mañana en Grado de la entrega de premios que cada año realiza el Consejo Regulador de la Faba Asturiana a los productores y comercializadores de la región. Este año, el acto se ha hecho coincidir con el II Certamen de Faba Asturiana y con la Primera Flor de Grado.

"Asturias tiene mucho que ofrecer desde el punto de vista agroalimentario porque disponemos de muchos y muy buenos productos de una calidad reconocida no sólo en nuestro país sino también en el ámbito internacional", dijo Martín, que añadió que la faba es probablemente el más conocido y el más reconocido.

Aurelio Martín estuvo acompañado por la concejala de Ferias y Mercados del Ayuntamiento de Grado, María Ambar Álvarez López, y por el presidente del Consejo Regulador de la Faba Asturiana, José Antonio Iglesias.

Antes de la entrega de premios, el consejero recorrió el mercado moscón, efectuó algunas compras en los puestos, conversó con los expositores y participó en la degustación de faba asturiana que se desarrolló en el parque de Grado.

En el acto del Consejo Regulador de Faba Asturiana, que tuvo lugar en la capilla de los Dolores, se premió a la mayor producción vendida amparable, que recayó en Ángel García, de Villayón; a la mejor calidad certificada, que fue para Avelino Rico Suárez, de Villayón y a la mayor producción con marca propia, que distinguió a Sergio Suárez López, de Coaña.

Además, la empresa Herederos de Pepe el Bueno, de Valdés, recibió el galardón a la mayor comercialización certificada en grano; Embutidos El Horreo, de Noreña obtuvo el premio a la mayor comercialización certificada con embutido y Conservas Remo, de Candás, a la mayor comercialización en producto elaborado.

En el acto también se entregaron placas a restaurantes asturianos y de otras comunidades que utilizan faba asturiana en sus cocinas.