Bilbao (EB) reclama el control público del sistema bancario para que "responda a los intereses de la ciudadanía"

SAN SEBASTIAN, 28 (EUROPA PRESS)

La candidata de EB-Berdeak al Parlamento europeo en las próximas elecciones del 7 de junio, Kontxi Bilbao, afirmó hoy que reclamará en Estrasburgo "el control público y social" del sistema bancario y financiero para que éste responda a "los intereses de la ciudadanía y no de los ricos y las grandes corporaciones".

En un acto electoral en la avenida de la Libertad de San Sebastián, frente al Banco Santander y el Banco Bilbao Bizkaia, Bilbao, acompañada de representantes de EB-Berdeak como su juntera en el Parlamento guipuzcoano, Arantza González, o su coordinador territorial en Gipuzkoa, Antton Karrera, afirmó que su formación reclamará en Europa "reorientar" los objetivos del Banco Central Europeo "en favor del crecimiento económico y no sólo para el control de la inflación".

Para ello, reivindicó un "cambio de su estatuto legal", para que "esté obligado a rendir cuentas ante el Parlamento europeo". La candidata de EB-Berdeak destacó que la crisis económica "demanda una respuesta coordinada a nivel europeo" y "es necesario refundar la Unión Europea sobre nuevos parámetros capaces de centrarse en las personas y en sus derechos", antes que "en los beneficios privados".

"Las personas trabajadoras no deben pagar la crisis para que los bancos y las finanzas se salven", añadió. En este sentido, censuró que la "lógica de los planes del G-7 y del G-20 respecto a la Unión Europea es privatizar los beneficios y socializar las pérdidas", frente a lo cual defendió una política "basada en el desarrollo humano y social, ecológicamente sostenible" con el objetivo de "lograr la cohesión social y económica".

A su juicio, ello sólo será posible si se cambian las normas presentes en el sistema financiero y económico internacional. Bilbao se mostró convencida de que para superar la actual coyuntura económica "el beneficio privado debe ceder ante el interés colectivo y el bienestar de la mayoría".

CRISIS EVIDENTE E IMPORTANTE

Por otro lado, destacó que la crisis está haciendo "evidente lo importante que son los créditos" que deben convertirse en "un servicio público y dirigirse hacia los sectores públicos de la economía, hacia lo colectivo, hacia las prioridades sociales y ambientales del empleo".

De esta forma, para "hacer posible la reorientación de los créditos y del dinero", abogó por "el control público y social del sistema bancario y financiero", al tiempo que criticó los objetivos del Banco Central Europeo y su "absoluta independencia de cualquier forma de control político", así como la "falta de transparencia en sus decisiones y actuaciones".

Frente a todo, insistió en la necesidad de "reformar" los estatutos de esta Entidad, para que "su política se oriente al desarrollo sostenible y a la creación de empleo digno", e instó a la creación de un procedimiento para que este Banco Central Europeo "rinda cuentas ante la ciudadanía".

También apostó por "tasar las transacciones financieras" y por "abolir los paraísos fiscales" introduciendo "impuestos en el capital especulativo" para "acumular recursos económicos que permitan crear un Fondo Europeo". "Los movimientos de capital, sobre todo los beneficios, que no están relacionados con la inversión y el comercio deben ser sujetos a control e impuestos", insistió.