¿La subvención al coche eléctrico es efectiva? Un 32% no se dan, faltan ventas


  • Entre 2013 y 2016, se presupuestaron más de 39,5 millones de euros en ayudas a los coches eléctricos, pero sólo se otorgaron solo 26,7 millones.

  • Durante esos cuatro años, se subvencionó la adquisición de 6.524 vehículos eléctricos, casi la mitad correspondieron al ejercicio 2016.

Enchufe de vehículos eléctricos.

Enchufe de vehículos eléctricos. José González

Etiquetas

“Estamos subvencionando a la industria automovilística alemana”. El presidente de Repsol, Antonio Brufau criticó el viernes el actual esquema de ayudas a la compra de coches eléctricos. “El nivel tecnológico de estos vehículos aún no ha llegado a su momento”, argumentó durante la junta de accionistas de la petrolera.

Detrás de sus críticas estaba la idea de propulsar la renovación del parqué automovilístico con los nuevos modelos de diésel, menos contaminantes que sus antecesores, pero sin poner patas arriba el sector. “Somos intensivos en diésel porque se promocionó para propulsar la industria automovilística europea frente a la estadounidense”, justificó Brufau. Actualmente, más de la mitad (el 51%) de los coches que se venden en España, son diésel, según las últimas estadísticas publicadas por la patronal de los fabricantes, Anfac; otro 44,7%, emplean gasolina y un 4,3% son híbridos o eléctricos.

¿Pero son realmente efectivas las ayudas a la compra de coches eléctricos? ¿Se está empezando a conquistar con ellas el mercado? A tenor de los datos que maneja el Gobierno, las subvenciones no llegan a los consumidores tanto como se prevé a la hora de idearlas.

En los últimos cuatro años, entre 2013 y 2016, los presupuestos del Estado contaban con más de 39,5 millones de euros destinados a subvencionar la compra de coches eléctricos. De esa cifra, en estos cuatro ejercicios, se han consumido más de 26,7 millones. Es decir, se quedaron sin gastar más de 12,8 millones de euros, el equivalente al 32,4% de la dotación presupuestaria prevista, según consta en una respuesta del Ejecutivo a una pregunta por escrito realizada por el diputado del Grupo Popular Teodoro García Egea.

La mitad, turismos

De esos 39,5 millones presupuestados, el año más relevante fue el pasado 2016, cuando la partida a ‘gastar’ en ayudas a la compra de coches eléctricos superó los 12,6 millones de euros. Durante este último año, se consumieron ayudas por valor de 8,7 millones de euros, que derivaron en la compra de 3.135 vehículos. De ellos, casi la mitad, 1.450 unidades, eran turismos; otros 1.513. bicicletas; y 172 ‘motos’.

A lo largo de 2016 estuvo en marcha el Plan Movea, de ayudas a la adquisición de vehículos de energías alternativas, que contemplaba una subvención por vehículo de hasta 5.500 euros. El Movea sustituyó a su antecesor, durante los tres años previos, el Programa Movele, cuyos términos eran similares.

Las ayudas a la compra de eléctricos son clave para sustentar las ventas, según el sector. El pasado mes de abril, las matriculaciones de estos ‘enchufables’ se hundieron más de un 18%, en comparación con el mismo mes de 2016. Este año, en abril, se comercializaron 390 vehículos eléctricos, frente a los 479 del mismo periodo del año anterior. Fabricantes y concesionarios lo justificaron porque este abril tuvo dos días laborables menos y, sobre todo, porque este año no ha contado con las ayudas del plan Movea.

Sin embargo, pese abril y pese a que no hay estímulos, las ventas totales de eléctricos crecen en lo que va de 2017. En los primeros cuatro meses del año, se han comercializado 1.621 unidades, un 5,67% más que hace un año. Para impulsar las ventas, el sector reclama nuevos planes de subvenciones o, como alternativa, la exención del IVA como fórmula reclamo.