El embajador de EEUU llega a la OMC dispuesto a escuchar y a iniciar nuevas relaciones

  • Ginebra, 11 may (EFE).- El nuevo representante de Comercio de Estados Unidos, Ron Kirk, llegó hoy por primera vez a la sede de la Organización Mundial del Comercio (OMC) dispuesto "a escuchar" y a establecer nuevas relaciones con el resto de países.

Ginebra, 11 may (EFE).- El nuevo representante de Comercio de Estados Unidos, Ron Kirk, llegó hoy por primera vez a la sede de la Organización Mundial del Comercio (OMC) dispuesto "a escuchar" y a establecer nuevas relaciones con el resto de países.

"Mi visita será una gran oportunidad para que pueda conocer a varios de mis colegas con los que pienso trabajar los próximos años. Vengo esencialmente a escuchar", afirmó Kirk en una corta alocución a la prensa, en la que añadió:

"Voy a seguir los pasos del presidente (Barack) Obama, que ha demostrado su voluntad de comprometerse con los países en todo el mundo de manera razonable, y para ello hay que escuchar".

El embajador Kirk llegó hoy a Ginebra y se quedará hasta el miércoles.

Durante su estancia se reunirá con los representantes de los países latinoamericanos y del Caribe (GRULAC), con los embajadores del grupo de los países menos desarrollados (LDC), y con los presidentes de los grupos de negociación.

"El mundo nos está dando una oportunidad para rehacer nuestras relaciones con muchos de nuestros países amigos, precisamente, mi visita me permitirá escuchar a esos países", agregó.

Kirk, además, se reunirá de forma bilateral con el director general de la OMC, Pascal Lamy, con la ministra de Economía de Suiza, Doris Leuthard, y con la comisaria de Comercio de la Unión Europea, Catherine Ashton.

Precisamente, el embajador estadounidense se congratuló del acuerdo alcanzado la semana pasada entre Washington y Bruselas para acabar con la disputa que mantenían desde hace más de 12 años a causa del veto europeo a las importaciones de carne de vacuno con hormonas.

"Fue muy triste perder tantos años en disputas teniendo en cuenta la relación especial existente, es importante poder resolver las disputas sin ir a la OMC, lo que nos permitirá centrarnos en otras áreas".

Según el acuerdo, EEUU dejará de aplicar un conjunto de sanciones que iba a aplicar esta misma semana a productos europeos (como el queso roquefort) por la prohibición de la UE a la carne de bovino con hormonas y en un plazo de cuatro años suprimirá todas las represalias comerciales impuestas por ese motivo.

A cambio, la UE permitirá la importación de una cuota de carne de vacuno de EEUU "de alta calidad" sin gravarla con aranceles y que deberá proceder de terneras que no haya sido tratadas con hormonas.