Vueling ganó 8,5 millones de euros en 2008 frente a pérdidas de 78,4 millones

Vueling ganó 8,5 millones de euros en 2008 frente a pérdidas de 78,4 millones

Vueling ganó 8,5 millones de euros en 2008 frente a pérdidas de 78,4 millones

MADRID, 25 (EUROPA PRESS) Vueling registró un beneficio neto de 8,5 millones de euros en 2008, frente a las pérdidas netas de 78,4 millones de euros registradas en 2007, informó hoy la compañía en un comunicado remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Los ingresos de la aerolínea superaron los 438,91 millones de euros, un 21% más que la cifra de negocio registrada en 2007, cuando facturó 362,67 millones. Asimismo, la compañía multiplicó por seis (+526%) el resultado de explotación antes de amortizaciones y alquiler de flota (Ebitdar), hasta situarlo en 31,21 millones de euros. El resultado neto de explotación (Ebit), por su parte, fue negativo por importe de 30,82 millones de euros, inferiores en un 57% a los números rojos de 71,71 millones registrados el año anterior. La aerolínea presidida por Josep Piqué redujo la base de costes 'ex fuel' un 7,8%, lo que le permitió absorber la "práctica totalidad" de la subida del precio del petróleo, que en 2008 llegó a situarse en máximos históricos. Así, Vueling logró que su base de costes total se incrementara sólo un 2,6%. La aerolínea recordó la implementación durante el pasado ejercicio de un plan de reestructuración con un ajuste de la oferta, la eliminación de rutas no rentables y el acceso a nuevos segmentos de mercado a través del canal de las agencias de viajes. En este sentido, señaló que las ventas a través de las agencias de viajes representaron el 14,5% de los ingresos por tarifa con un total de 54,7 millones de euros, de los que 20,7 millones de euros fueron a través de GDS. El plan de reestructuración permitió a Vueling registrar un "incremento notable en los ingresos, una contención del gasto y una mejora significativa de los márgenes" con respecto al ejercicio anterior. La aerolínea aumentó sus ingresos operando prácticamente con el mismo número de aviones y ofertando una cantidad de plazas "ligeramente menor", 8,4 millones de asientos (1,1% menos), con respecto a 2007. A este respecto, la compañía aérea destacó el aumento del 27,9% de la recaudación media por pasajero y apuntó el incremento del peso de los productos accesorios --de cada 100 euros ingresados 14,2 correspondían a accesorios--. Vueling cerró el pasado ejercicio con 35 rutas, 21 menos que al finalizar 2007, con una flota de 16 Airbus A320, después de que en el cuarto trimestre procediera a la devolución de cuatro aviones sin penalización por parte del 'lessor'. BUENAS PERSPECTIVAS HASTA MARZO En el año en el que Vueling y Clickair prevén cerrar su fusión con la creación de una 'nueva Vueling', la compañía presidida por Josep Piqué aseguró tener perspectivas "muy positivas" para el primer trimestre, un periodo en el que espera elevar entre un 10% y un 15% el nivel de ingreso por vuelo frente al descenso del 40% de los costes del crudo. En este sentido, la compañía informó de que tiene cubiertas el 48% de sus necesidades de fuel para el primer trimestre del ejercicio, lo que supone para la aerolínea un coste por barril cercano a los 50 dólares. "Así pues, la compañía prevé que la conjunción de mayores ingresos y costes mucho menores traigan consigo una muy significativa mejora del margen del primer trimestre del año en comparación con el mismo periodo del año anterior", recalcó Vueling. Por otra parte, la aerolínea destacó que la reestructuración acometida durante 2008 aportará este año unos ahorros cifrados entre cinco millones de euros y doce millones de euros, que se sumarán a los ingresos extras de entre 20 millones de euros y 30 millones de euros que la aerolínea obtendrá en el primer semestre de 2009 gracias a la implantación del GDS. Vueling aseguró que la actual crisis económica mundial "podría afectar a los resultados de forma adversa". No obstante, consideró que podrían beneficiarle factores como la flexibilidad, la experiencia histórica de las compañías de bajo coste, mejor posicionadas para capear la crisis, y el hecho que los pasajeros de negocios no reducirán sus viajes sino que buscarán alternativas más económicas. Frente a esto, la aerolínea señaló como posibles riesgos para el primer semestre de 2009 la variación del precio del petróleo, la evolución del tipo del dólar y la evolución del consumo en los principales mercados en los que opera la compañía.