El PP anuncia 31 enmiendas a las ordenanzas fiscales y critica la "consolidación" de la "subida" fiscal


SEVILLA|
El PP anuncia 31 enmiendas a las ordenanzas fiscales y critica la "consolidación" de la "subida" fiscal

El PP anuncia 31 enmiendas a las ordenanzas fiscales y critica la "consolidación" de la "subida" fiscal SEVILLA | EUROPA PRESS

El Grupo popular del Ayuntamiento de Sevilla presentará 31 enmiendas al proyecto de ordenanzas fiscales del Gobierno municipal socialista para 2017, bajo la premisa de que las mismas "consolidan" durante el año que viene la "injusta subida" fiscal que según los populares acometieron los socialistas para el año en curso.

En rueda de prensa, el portavoz del PP en el Ayuntamiento hispalense, Juan Ignacio Zoido, ha manifestado que las ordenanzas fiscales del Gobierno local socialista para 2017 tienen como "punto de partida" el "catastrazo" acometido de cara al año en curso, en relación al alza del diez por ciento promovida por el Ayuntamiento para los valores catastrales. Los socialistas siempre han defendido que el impuesto sobre bienes inmuebles (IBI) quedaría congelado en el caso de los inmuebles residenciales, al contrarrestar este alza de los valores catastrales con una rebaja del tipo nominal de este gravamen, si bien Zoido avisa de que con tal medida, el IBI ha subido "un 56 por ciento" en el caso de "empresas y comercios", afectando además a otros impuestos que toman como referencia los valores catastrales.

En ese sentido, y dado que las nuevas ordenanzas congelan para 2017 los gravámenes estipulados este año para los cinco impuestos municipales; el de bienes inmuebles (IBI), el de actividades económicas (IAE), el de vehículos de tracción mecánica (IVTM), de construcciones y obras (ICIO), y del valor de los terrenos de naturaleza urbana (IVTNU), Zoido asegura que tal extremo implica "consolidar" la "injusta e innecesaria" subida fiscal de 2016. Dado que los mecanismos de las enmiendas impiden promoverlas contra impuestos o tasas no modificadas, los populares se ven por cierto obligados a presentar más adelante sus reclamaciones en demanda de rebajas en tales figuras.

En cualquier caso, Zoido expone que la "voracidad recaudatoria" de los socialistas se centra ahora, por lo que a las nuevas ordenanzas fiscales se refiere, en las tasas del cementerio municipal y las tarifas de la Gerencia de Urbanismo. Es en ese punto en el que el PP, a través de sus enmiendas, solicita "que no se suba en ningún caso un diez por ciento el precio de todas las incineraciones y que no se produzcan subidas tan enormes en las exhumaciones de restos, que costarán entre un 110 y un 500 por ciento más".

TASAS DE URBANISMO

Las enmiendas del PP, del mismo modo, reclaman en el caso de la Gerencia de Urbanismo que la licencia de primera ocupación no suba "de 23,70 a 250 euros, un inaceptable 1.054 por ciento", oponiéndose a que "a partir de ahora se cobre 50 euros por la emisión de informes o certificados por los que antes no pagaban los sevillanos, o que se empiece a cobrar 300 euros por tramitar convenios urbanísticos a instancia de parte".

Además, las enmiendas del PP reclaman que no se acometa una subida de diez céntimos en el billete univiaje de Transportes Urbanos de Sevilla (Tussam), considerando que se trata de un alza "innecesaria", porque "ni siquiera ha subido el IPC". Igualmente, y según Zoido, las enmiendas del PP consideran "innecesaria la subida del 200 por ciento del suplemento de luz en el palacio de deportes de San Pablo", reclamando que "en lugar de 135 euros se siga cobrando 67,50 euros".

Del mismo modo, el PP presenta un bloque de enmiendas similares a las promovidas frente a las actuales ordenanzas de 2016, al haber sido "rechazadas" entonces, proponiendo de nuevo, entre otros aspectos, "una bonificación del 40 por ciento en el IBI para inmuebles radicados en polígonos o parques empresariales constituidos en entidades urbanísticas de conservación".

Zoido, además, ha manifestado que el PP se ha quedado "sólo" a la hora de demandar una rebaja fiscal, pues el pleno del Consejo Económico y Social de Sevilla (CESS) ha aprobado sólo con el voto en contra del PP y la abstención de Ciudadanos, su dictamen sobre el proyecto de ordenanzas fiscales. El documento, del que el PP se desliga, considera que las nuevas ordenanzas "no plantean en general modificaciones sustanciales", aplaudiendo principio de "prudencia". No obstante, aunque ve justificadas diversas subidas en la tasa de cementerios, otras las censura, muestra su "preocupación" por los usos futuros de la monumental Plaza de España y critica la creación de nuevas figuras impositivas en la Gerencia de Urbanismo.