Fadeco espera que las medidas sobre el stock de viviendas e impulso al sector "tengan posibilidad económica de hacerse"

SEVILLA, 28 (EUROPA PRESS)

La patronal andaluza de los promotores inmobiliarios, Fadeco Promotores, celebraron el anuncio de nuevas medidas de la Junta para favorecer la aplicación de la Ley de Derecho a la Vivienda, impulsar el sector de la construcción y dar salida al parque de viviendas construidas, y pidieron a este respecto que estas medidas "tengan posibilidades económicas de llevarse a cabo".

Fuentes de Fadeco Promotores indicaron a Europa Press que "toda medida que incida en la colocación del stock de viviendas y fomente los contratos de compraventa nos parece bien", aunque reconocieron que no conocen el contenido concreto de las nuevas medidas anunciadas "sólo las informaciones en prensa".

No obstante, aseguraron que el sector "sólo pide que todas las medidas que se pongan sobre la mesa tengan posibilidad económica de llevarse a cabo, pues, de lo contrario, esas medidas no serán efectivas".

La Junta de Andalucía efectuará una convocatoria pública para identificar y hacer aflorar el stock de viviendas libres que reúnan una serie de requisitos en materia de precios y calidades, y que estén dedicadas a vivienda habitual, para poder dar salida a esas viviendas sin vender, arbitrando a su vez productos financieros específicos que permitan "reducir la cuota financiera durante los cinco primeros años, en una especie de gradación que suponga un estímulo para dar salida a esas viviendas libres nuevas".

Esta medida fue comunicada ayer a sindicatos y empresarios por la consejera de Economía y Hacienda, Carmen Martínez Aguayo, tras reunirse con el consejero de Vivienda, y constituye una de las medidas sobre el plan de acceso a la vivienda en Andalucía, que permitirá desarrollar la Ley de Derecho a la Vivienda.

Martínez Aguayo esbozó estas medidas a los agentes sociales porque la Junta las concretará en el seno de la mesa de vivienda, que se reunirá la próxima semana. Con esas medidas la Junta pretende "favorecer la aplicación de la Ley de Derecho a la Vivienda en Andalucía, impulsar el sector de la construcción en el ámbito de la vivienda protegida y dar salida al parque de viviendas construidas".

Ademas, se arbitrará otras medidas "de carácter social", dirigidas a familias que pueden perder su vivienda habitual por dificultades económicas, a las que también se aplicará algún producto financiero para que no pierdan su vivienda, dándole facilidades para poder pagar la hipoteca. También se pretende establecer "una red de seguridad para atender situaciones de emergencia a familias desahuciadas o en embargo judicial, que han demostrado que son solventes y pagaban su vivienda hasta la crisis", de forma que se les daría ayudas para pagar el alquiler a aquellas que hayan perdido su vivienda hasta que se recuperen económicamente para afrontar los pagos.

Asimismo, se pretende fomentar el alquiler con opción a compra, para lo cual la Empresa Pública del Suelo de Andalucía (EPSA) se compromete a adquirir un número de viviendas entre las que tengan dificultad para su venta y se las podrá alquiler a las personas que no hubieran conseguido financiación, pudiendo ejercer la opción de comprarlas en el plazo que se determine.