Las ventas de viviendas nuevas en EE.UU. bajan 0,6 por ciento en marzo

  • Washington, 24 abr (EFE).- Las ventas de viviendas nuevas en EE.UU. bajaron 0,6 por ciento en marzo pasado, hasta dejar el ritmo anual en 356.000 unidades, lo que supone un descenso menor de lo esperado por el sector y los analistas, informó hoy el Departamento de Comercio de ese país.

Las ventas de viviendas nuevas en EE.UU. bajan 0,6 por ciento en marzo

Las ventas de viviendas nuevas en EE.UU. bajan 0,6 por ciento en marzo

Washington, 24 abr (EFE).- Las ventas de viviendas nuevas en EE.UU. bajaron 0,6 por ciento en marzo pasado, hasta dejar el ritmo anual en 356.000 unidades, lo que supone un descenso menor de lo esperado por el sector y los analistas, informó hoy el Departamento de Comercio de ese país.

No obstante, los datos sorprenden, dado que el descenso se produce después de un aumento revisado al alza del 6 por ciento registrado en febrero, de acuerdo con las estadísticas del Gobierno.

El ritmo anual no varió apenas comparado con el experimentado en febrero, cuando se situó en 358.000 unidades, cifra también revisada al alza por el Departamento de Comercio de EE.UU.

Los datos de marzo superaron las expectativas de los analistas, que auguraban un ritmo de ventas de 340.000 unidades.

En términos interanuales, las ventas cayeron 30,6 por ciento en el último año.

Las constructoras han mantenido su estrategia de reducir los precios de las casas nuevas en marzo y han disminuido sustancialmente su inventario de viviendas no vendidas en el último año, pero el tiempo que necesitan para vender las casas ha aumentado a una cifra récord.

Actualmente, las inmobiliarias necesitan 10,2 meses de media para vender una casa de nueva construcción, según las estadísticas.

Las constructoras afrontan las peores condiciones del mercado en medio siglo.

El país registra cifras récord de ejecuciones hipotecarias, lo que fuerza los precios a la baja, y los compradores luchan con requisitos más duros en la concesión de créditos así como contra un mercado laboral que ha destruido ya 5,1 millones de puestos desde el inicio de la recesión, en diciembre de 2007.

El precio promedio de las casas nuevas se situó en 201.400 dólares en marzo, lo que supone un descenso de 12,2 por ciento en el último año.

El inventario de casas no vendidas bajó 5,2 por ciento, hasta 311.000 unidades, lo que representa una caída récord de 33,7 por ciento comparado con el mismo periodo del año anterior.