Economía/Energía.- Las irregularidades de la factura mensual alcanzan de media los 1,98 euros por recibo, según Facua

MADRID, 13 (EUROPA PRESS) Las irregularidades relacionadas con la nueva factura mensual de la luz han provocado un sobrecoste medio de 1,98 euros por cada recibo de la luz analizado por Facua-Consumidores en Acción, indicó a Europa Press un portavoz de la organización. Este importe incluye los impuestos de la factura, esto es, el eléctrico y el IVA, y es el resultado de analizar miles de facturas con recargos irregulares que van de unos pocos céntimos a, en algunos casos, hasta nueve euros, señaló la fuente. Además, se han detectado cobros superiores al consumo real en las facturas de todos los suministradores, entre ellos Endesa, Iberdrola, Unión Fenosa, Hidrocantábrico y Viesgo (E.ON), al margen del método de cálculo que haya sido utilizado por cada caso. Facua aclara que el cálculo de 1,98 euros por factura no puede ser extrapolado a los 22 millones de consumidores domésticos, ya que ha sido realizado a partir de una muestra fiable procedente de las visitas de 150.000 usuarios a la herramienta informática que la organización ofrece en su 'web' para calcular si se han producido pagos improcedentes. De hecho, la organización de consumidores indica que no todos los recibos han sufrido un cálculo erróneo y dice desconocer cuál es el porcentaje total de facturas mal emitidas, ya que su estimación se realiza sobre la información aportada en Internet por los usuarios. En todo caso, insiste en que las compañías eléctricas deben devolver el dinero cobrado de más sin necesidad de que los usuarios lo reclamen. El simulador en Internet de Facua indica al usuario si la compañía eléctrica le ha cobrado de más en la factura, y de ser así ofrece un informe sobre las irregularidades y las cantidades que deben ser reclamadas. Esta herramienta se encuentra disponible en la página 'simuladores.facua.org', y fue puesta en marcha tras la controversia provocada por la puesta en marcha de una nueva factura mensual sin que la lectura de contadores de la luz, que sigue siendo bimestral, siga la misma frecuencia. PAGAR LA TARIFA MÁS CARA. Esta circunstancia hace que el recibo de la luz del primer mes se realice conforme a estimaciones. En el segundo mes se recoge el dato real de consumo más el ajuste del mes anterior, lo que en algunos casos ha conllevado un sobrecoste irregular de la factura, según Facua. La organización denuncia que en el segundo recibo se cobra la energía de finales de 2008 como si fuera de este año, de modo que a este consumo se le aplica la subida de tarifas de enero y, con ello, un precio inapropiadamente superior. Facua dice estar además a la espera del informe de la Comisión Nacional de la Energía (CNE) sobre estos cobros, del que pide garantías para que los consumidores puedan recuperar el dinero y, si fuera necesario, sanciones a las eléctricas.