El MAP recomienda un Plan Contable para las entidades de gestión y la obligación legal de consolidar sus cuentas anuales

MADRID, 03 (EUROPA PRESS)

El Ministerio de Administraciones Públicas recomienda "un Plan Contable para las entidades de gestión" y "la obligación legal de consolidar sus cuentas anuales con las de sus entidades controladas o participadas".

Así se desprende de un informe de evaluación del sistema de gestión colectiva de los derechos de propiedad intelectual elaborado por la Agencia Estatal de Evaluación de las Políticas Públicas y la Calidad de los Servicios (AEVAL).

El texto indica que sería conveniente regular no sólo la aplicación de los fondos asistenciales, promocionales y de formación, sino también su gestión como fondos separados, ya sea de las entidades de gestión cuando los gestionan directamente o de las fundaciones especializadas cuando son éstas las que lo hacen.

Otras recomendaciones son estudiar la eficacia de un órgano común de recaudación y dar publicidad a las cuentas anuales y las tarifas de las entidades mediante su depósito en un registro público, tutelado por la Administración como garante del derecho al acceso público al mismo, así como regular de forma específica el tratamiento que debe otorgarse a la prescripción de los derechos recaudados.

El informe plantea finalmente la necesidad de una regulación que unifique los procedimientos de gestión y homogeneice las pautas de actuación de las diferentes entidades de gestión con el fin de aumentar la transparencia de las mismas frente a la ciudadanía.

Por otro lado, se propone la realización de una segunda evaluación destinada a profundizar en la naturaleza de los gastos asistenciales, promocionales y de formación, en la eficacia, eficiencia y transparencia de las fundaciones relacionadas con las entidades de gestión o en las relaciones del sistema español de gestión colectiva de los derechos de propiedad intelectual con sus homólogos extranjeros.

UN PUNTO INTERMEDIO

Entre las conclusiones de este informe se cita que el nivel de regulación adecuado debería situarse "en un punto intermedio" entre la actual situación, en la que las principales decisiones de gestión se toman de acuerdo con las fuerzas del mercado por parte de los órganos competentes de las entidades, o un sistema más intervenido en el que las principales decisiones operativas y el control estén en manos del regulador.

El informe elaborado por la AEVAL indica que la gestión colectiva de los derechos de propiedad intelectual, con la capacidad de decisión que la normativa confiere a estas entidades, resulta más eficaz que la gestión individual.

Asimismo, se reconoce que, de no existir estas entidades, sería difícil que los autores, artistas y productores percibieran los ingresos por los derechos de propiedad intelectual que les reconoce la ley. En este sentido, los más perjudicados serían aquellos que gozan de menos éxito artístico y profesional.

Otra de las conclusiones es que estas entidades realizan "con eficacia" y que la transparencia de su gestión puede considerarse "adecuada", dado el marco legal en el que desarrollan su actividad. Además, los repartos realizados se consideran equitativos y objetivos en el cumplimiento de las reglas.

Asimismo, se señala que el sistema tiene "un marcado carácter mutualista", ya que el método de descuentos aplicado a las recaudaciones permite beneficiar a los titulares de derechos con menor popularidad a costa de los que más recaudan.