La Unió denuncia que supermercados y distribución "dan la espalda" a la patata autóctona en beneficio de la francesa

VALENCIA, 15 (EUROPA PRESS)

La Unió denunció hoy que que las grandes superficies y los supermercados de la Comunitat Valenciana venden en estos momentos patatas viejas procedentes de Francia en lugar de patata temprana valenciana que se recolecta en la actualidad "o, al menos, de otras zonas productoras del Estado español", según informó la organización agraria en un comunicado.

Según La Unió, el problema es que esta "saturación de patata francesa en los establecimientos comerciales ha provocado un hundimiento de los precios en las primeras semanas de recolección de nuestro cultivo autóctono".

En esta línea, indicó que se cotiza a una media de 0,20 euros por kilo y a la baja, mientras que la media de la francesa vieja se vende entre 0,50 y 0,65 euros por kilo, e incluso en algunos casos se ven precios que pasan de 0,80 euros por kilo.

La organización agregó que en las grandes superficies y supermercados de la Comunitat Valenciana "se observa una gran invasión de patata francesa con una calidad muy deficiente para el consumo y que ha sido rechazada anteriormente en el país vecino". "Se trata de restos de la campaña pasada que fueron comprados en Francia a precio de saldo y que ahora los comerciantes venden mucho más caras en nuestros centros comerciales", aseguró.

La Unió subrayó que a la hora de incluirlas en la lista de la compra "la diferencia no salta a la vista, pero sí a la hora de consumirlas". "No podemos olvidar que mientras la patata temprana llega directamente al consumidor sin ningún tipo de conservación, la vieja ha sido almacenada durante meses en cámaras de frío, con la consiguiente pérdida de muchas de sus cualidades organolépticas", precisó.

Por ello, aconsejó a los consumidores que reclamen patata temprana y extratemprana autóctona "al estar recién cortada, con un precio asequible y con una calidad y características organolépticas ideales para su consumo".