Salgado y Chaves vicepresidentes de un Gobierno con otras cuatro nuevas caras

  • Madrid, 7 abr (EFE).- Elena Salgado como vicepresidenta segunda económica y Manuel Chaves al frente de una nueva vicepresidencia de Cooperación Territorial encabezan los cambios acometidos hoy en el Gobierno por el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, que incluyen la entrada de otros cuatro nuevos ministros.

Salgado y Chaves, nuevos vicepresidentes del Gobierno

Salgado y Chaves, nuevos vicepresidentes del Gobierno

Madrid, 7 abr (EFE).- Elena Salgado como vicepresidenta segunda económica y Manuel Chaves al frente de una nueva vicepresidencia de Cooperación Territorial encabezan los cambios acometidos hoy en el Gobierno por el jefe del Ejecutivo, José Luis Rodríguez Zapatero, que incluyen la entrada de otros cuatro nuevos ministros.

La hasta ahora titular de Administraciones Públicas, Elena Salgado, sustituye a Pedro Solbes como vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, mientras que el ex presidente andaluz Manuel Chaves asume una tercera vicepresidencia, de nueva creación.

Mientras tanto, el vicesecretario general del PSOE, José Blanco, estará al frente del Ministerio de Fomento en lugar de Magdalena Álvarez, y el presidente de la Conferencia de Rectores, Ángel Gabilondo, será el nuevo ministro de Educación, en sustitución de Mercedes Cabrera.

La actual secretaria de Estado para Iberoamérica, Trinidad Jiménez, ha sido nombrada por Zapatero nueva ministra de Sanidad y Políticas Sociales, en un departamento que agrupará las competencias que antes dirigían Bernat Soria y Mercedes Cabrera, respectivamente.

Por último, la presidenta de la Academia Española de las Artes y las Ciencias Cinematográficas, Ángeles González-Sinde, ocupará la cartera de Cultura, hasta ahora en manos de César Antonio Molina.

Según ha explicado Zapatero en rueda de prensa, el Ministerio de Educación integrará la Secretaría de Estado de Universidades, mientras que el Consejo Superior de Deportes pasa a depender directamente del presidente del Gobierno.

Zapatero ha subrayado que estas sustituciones están ligadas a su convicción de que el contexto político y la situación económica demandan un cambio de ritmo para afrontar con un nuevo impulso y mayor fortaleza la etapa que ahora se inicia y que tendrá un momento singularmente importante en el primer semestre del 2010, con la Presidencia española de la UE.