ENCUESTA Coches sin contaminación, ¿qué estás dispuesto a hacer?

El PIB de Alemania creció un 1,9% en 2016, su mejor ritmo en un lustro


WIESBADEN (ALEMANIA)|

La crisis de los refugiados contribuye a que el gasto público se incremente un 4,2%

La economía de Alemania experimentó un crecimiento anual medio del 1,9% en 2016, lo que representa la mayor expansión de la principal economía de la zona euro desde 2011 y por encima de la media del 1,4% registrada en la última década, según informó la Oficina Federal de Estadística (Destatis).

En concreto, el crecimiento del 1,9% del Producto Interior Bruto (PIB) de Alemana en 2016 fue dos décimas superior al 1,7% registrado en 2015, 0,3 puntos porcentuales por encima de la expansión de 2014 y significativamente mayor que el 0,5% registrado en 2012 y 2013. No obstante, en 2011 la economía alemana logró crecer a un ritmo del 3,7%.

En valores ajustados al calendario, el crecimiento de la economía alemana en 2016, que contó un día laborable menos que en 2015, fue del 1,8%%, tres décimas por encima del dato correspondiente al año precedente.

La agencia estadística alemana destacó que el crecimiento del PIB en 2016 vino protagonizado por el consumo doméstico, con un alza del gasto público del 4,2%, frente al 2,7% del año anterior, como consecuencia de la "gran cantidad" de personas que "buscan refugio" en Alemania, lo que incrementó los costes gubernamentales de forma "considerable". Por su parte, el alza en el consumo de los hogares alemanes fue del 2% en 2016.

Además, siempre en términos ajustados, la formación de capital fijo bruto en la construcción aumentó un 3,1% en relación al año anterior, mientras que la formación de capital fijo bruto en maquinaria y equipamiento se elevó un 1,7%.

Las exportaciones germanas de bienes y servicios aumentaron 2,5%, mientras las importaciones crecieron un 3,4%, por lo que la balanza comercial restó una décima al crecimiento del PIB.

Por otro lado, Destatis destacó que el crecimiento medio de la economía se logró con una cifra de empleo que se sitúa en casi 43,5 millones de ocupados en Alemania, el mayor número de empleados en el país desde 1991.

"De acuerdo con cálculos provisionales, el número de personas con empleo aumentó un 1% o en prácticamente 429.000 personas, continuando la tendencia al alza observada para los últimos diez años", añadió la oficina estadística.

Por su parte, la productividad laboral en 2016 fue un 1,2% mayor que un año antes, mientras que mejora de la productividad por persona fue del 0,9%.

En cuanto a las finanzas públicas, Destatis estima que el Gobierno alemán logró cerrar 2016 con un superávit del 0,6% del PIB, lo que representa el tercer año consecutivo con más ingresos que gastos por parte del Ejecutivo liderado por Angela Merkel.