El IVF destinará 41,4 millones de euros a 18 proyectos de inversión productiva

VALENCIA, 10 (EUROPA PRESS)

El Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), organismo dependiente de la Conselleria de Economía, Hacienda y Empleo, ha aprobado la financiación de 18 nuevos proyectos de inversión productiva en la Comunitat, a los que destinará un total de 41,4 millones de euros, según informaron fuentes de la Generalitat en un comunicado.

De las datos aprobados en la última reunión del IVF se desprende, además, que estas 18 operaciones conllevarán una inversión inducida de 283,4 millones de euros. Así, los préstamos concedidos permitirán crear alrededor de 190 nuevos empleos y mantener los casi 1.300 puestos de trabajo ya existentes (cantidad a la que ascienden las plantillas de las empresas financiadas).

En relación con estas cifras, el director general del Instituto Valenciano de Finanzas, Enrique Pérez Boada, resaltó "el elevado efecto multiplicador" de los préstamos concedidos por el organismo. Según explicó, "cada euro de los aportados generará 6,8 euros de inversión productiva en la Comunitat". Por esta razón, consideró que el IVF "no sólo presta un importante apoyo financiero a las empresas valencianas, sino que además contribuye a la generación de inversión y riqueza en la autonomía", valoró.

Tal y como se indicó desde el organismo, en los cinco primeros meses de 2008, el IVF destinó alrededor de 20 millones de euros a proyectos de inversión productiva, mientras que en el mismo periodo de 2009, esta cifra alcanzó los 41 millones. Así, frente a los 42,3 millones de inversión inducida que se generaron al principio de 2008, en el presente 2009 se han llegado a los 283,4 millones.

MEDIDAS DEL CONSELL

El director general del Instituto Valenciano de Finanzas no sólo se refirió a la actividad realizada desde el organismo de financiación, sino que también destacó "las medidas de que manera extraordinaria ha aprobado el Consell para paliar los efectos de la crisis entre las pymes", elogió.

En este sentido, destacó la puesta en marcha de tres iniciativas, que se enmarcan dentro del Plan de Impulso de la Economía Valenciana aprobado por la Generalitat. En primer lugar, la financiación de las Líneas IVF, dotadas con 200 millones de euros; las garantías para fondos de titulización de activos financieros, a las que se han destinado hasta 300 millones de euros; y finalmente, una línea específica de financiación para empresas concesionarias de obra pública en la Comunitat, respaldada con 100 millones de euros.

Para finalizar, Pérez Boada anunció que el Consell tiene previsto duplicar todas estas cantidades a través del Plan Especial de Apoyo Financiero a las Empresas para el ejercicio 2009, como consecuencia de "la buena marcha y aceptación que han tenido entre el tejido empresarial valenciano". El nuevo plan permitirá generar liquidez en las pymes valencianas por valor de 950 millones de euros, concluyó.