La crisis redujo un 3% el gasto de las familias en productos infantiles en 2008, según un estudio

MADRID, 6 (EUROPA PRESS)

Las familias con bebés, menores de tres años, gastaron un 3% menos en productos infantiles en 2008 a consecuencia de la crisis, según concluye el estudio 'Worldpanel Baby' de TNS, hecho público hoy, del que se desprende que el valor de este mercado cayó un menos 1,2% el año pasado, respecto a 2007, debido principalmente a la disminución del gasto en textil, a pesar de que el gasto en alimentación infantil aumentó, alcanzando casi los 90 euros trimestrales.

Así, el informe refleja que el gasto medio trimestral de los hogares españoles en artículos para el bebé fue de 335 euros en 2008, frente a los 346 euros de 2007, lo que supone un descenso total del gasto del menos 3 por ciento. Esta reducción se debe "en gran medida" a que las visitas a las tiendas de ropa infantil se contrajeron un menos 4% respecto al ejercicio anterior.

En este sentido, los datos demuestran que "se está produciendo notable un reajuste del presupuesto familiar en el sector, trasladándose el consumo de productos de textil hacia partidas más básicas como la alimentación". Así, el gasto medio en estas prendas se contrajo en 6,50 euros por hogar comprador, con un promedio trimestral de 182,1 euros, frente a los 188,6 euros de 2007. No obstante, continúa siendo la partida a la que se destina la mayor parte del presupuesto infantil, representando un 49 por ciento del total.

Por otra parte, del estudio se desprende que la alimentación fue "la única partida" que creció respecto a 2007, con un aumento aproximado de dos euros por hogar y suponiendo un desembolso de 88,5 euros cada trimestre por familia compradora, frente a los 86,6 euros de 2007. Como consecuencia, el peso de este mercado en el gasto total también fue mayor, alcanzando casi una cuarta parte de todo el gasto destinado a productos para el bebé (23% en 2008, frente al 21% de 2007).

Finalmente, el informe concluye que los productos de droguería infantil, perfumería y equipamiento menor se mantuvieron estables respecto a 2007, representando un 18%, un 8% y 2%, respectivamente, del gasto destinado a bebés menores de 36 meses. El gasto medio por cada una de estas partidas fue de 68,4 euros trimestrales por hogar comprador para pañales (68,7 euros en 2007), 27,2 euros para productos de perfumería (27,1 euros en 2007) y 15,8 euros para equipamiento menor (15,8 euros también en 2007).