Unos 50.000 comercios podrían cerrar este año por la crisis, según UPTA

MADRID, 29 (EUROPA PRESS)

Unos 50.000 comercios podrían cerrar este año como consecuencia de la actual crisis económica, que ha provocado que más de 20.000 trabajadores autónomos del sector del comercio minorista se dieran de baja en la Seguridad Social en el primer trimestre del año, según los datos de la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA), que, no obstante, confió en que la tendencia se frene en el futuro.

Por ello, UPTA instó al Ejecutivo a acelerar los trámites para presentar el plan especial de urgencia para el comercio familiar, de carácter específicamente fiscal y social, para que se pueda dar una alternativa de "forma inmediata" a los principales problemas de los autónomos.

En este sentido se manifestó la coordinadora nacional de Comercio de UPTA, Angeles Pelegay, que reclamó de forma urgente medidas fiscales, económicas y de marketing que ayuden al comercio familiar en el actual escenario económico.

"Los comerciantes autónomos siguen siendo los que más aguantan y los que menos ayudas tienen, lo que no sabemos es hasta cuando van a poder resistir", dijo.

Tras estudiar el anteproyecto de ley de ordenación del Comercio Minorista, UPTA alertó que sólo beneficia los intereses de los "grandes oligopolios comerciales", que han afectado "negativamente" en estos años a los productores y consumidores.

UPTA criticó que el Gobierno no haya realizado previamente un análisis de los efectos que la nueva Ley pueda producir en el pequeño comercio familiar y autónomo, ya que, según dijo, provocará el cierre de muchos pequeños negocios comerciales.