Dimite el tercer delegado provincial de la AVT en dos semanas por "discrepancias" con la Junta Directiva

MADRID, 15 (EUROPA PRESS)

La dimisión del delegado de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) en Valladolid, Luis Alberto Izquierdo, eleva a tres las renuncias de representantes provinciales del colectivo de víctimas en las dos últimas semanas por "discrepancias" con la Junta Directiva, después de que hicieran lo mismo los delegados en Navarra y Extremadura.

El que hasta ayer representaba a las víctimas del terrorismo en Valladolid explicó a Europa Press su disconformidad con la gestión que lleva a cabo la Junta Directiva liderada por Juan Antonio García Casquero, quien hace ahora un año relevó a Francisco José Alcaraz al frente de la asociación.

Izquierdo acusó a la dirección de la AVT de "acabar" con los lemas de 'memoria, dignidad y justicia' que protagonizaron todas sus reivindicaciones y de "desinformar" a los asociados y no tener un trato de confianza con sus delegados. "Todo son mentiras, traiciones y reproches, y yo a ese juego no me apunto", subraya en su carta de dimisión dirigida a García Casquero y a la que tuvo acceso Europa Press.

Además, auguró que la suya no será la última dimisión y aseguró que la Junta Directiva ha cesado también a delegados provinciales que no "querían llevar su línea". "Para estar en un sitio donde no tengo confianza, me voy", argumentó el ex representante del colectivo en Valladolid, quien lamentó que, tras su dimisión, las víctimas del terrorismo se queden "sin voz" en Castilla y León.

DIMISIONES EN EXTREMADURA Y NAVARRA

Esta dimisión es la segunda en las últimas dos semanas. El pasado 7 de abril la delegada en Extremadura, Isabel Chamizo Díaz, se dirigió también a García Casquero para comunicarle su "decisión dolorosa" de presentar su dimisión. "La actual Junta Directiva de la AVT no confía en sus delegados, nos enteramos de las decisiones que se toman por la prensa y no se respeta ni valora las opiniones ni el trabajo que se realiza en cada delegación", denuncia en la misiva.

Chamizo argumenta que no está de acuerdo con las decisiones de García Casquero y pone como ejemplo los "despidos" producidos en el seno de la asociación o la falta de "defensa" de las víctimas. "¿Por qué por su tan ansiada unidad de las víctimas se ha fotografiado con asociaciones y federaciones que han faltado al respeto a la AVT y a sus asociados?", pregunta.

La primera semana de este mes también presentó su renuncia el representante de la AVT en Navarra, Salvador Ulayar, quien apostó por "abrir un proceso de reflexión interna" para tratar de "reconducir la situación" de la asociación y "recuperar su espíritu". Ulayar censuró la "desastrosa" gestión de la Junta Directiva y rechazó las "falsedades y canalladas" dichas contra el anterior presidente Francisco José Alcaraz.