(Ampl) El Tesoro de EEUU acude al rescate de GM con un canje de deuda respaldado por acreedores

NUEVA YORK, 28 (EUROPA PRESS)

Los principales acreedores del grupo estadounidense General Motors aceptaron hoy una nueva propuesta de canje de deuda formulada por el Departamento del Tesoro, lo que supone un paso clave en la viabilidad de la compañía, si bien aboca previsiblemente a un proceso de tutela judicial.

Según los términos de la nueva propuesta, el Tesoro estaría dispuesto a constituir una nueva compañía que asumiría la mayor parte de los activos de la actual General Motors y en la que también participarían los trabajadores del grupo y los acreedores.

Según informó General Motors en una comunicación remitida al regular estadounidense Securities and Exchange Comission (SEC), esta nueva General Motors estaría participada en un 72,5% por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos, mientras que el 17,5% de las acciones correspondería a un fondo de los trabajadores y el 10% restante iría a parar a los acreedores.

"La puesta en marcha de esta propuesta podría resultar en una nueva General Motors con una balance económica saneado y situando a la nueva compañía en una senda de viabilidad a largo plazo y de éxito", explicó la empresa.

Este ofrecimiento por parte del Tesoro de Estados Unidos se produce después de que un grupo formado por los principales acreedores de la empresa, que acumulan un 20% de la deuda, hayan aceptado la oferta de convertir la deuda no asegurada de 27.200 millones de dólares (19.568 millones de euros al cambio actual) a cambio de hacerse con un 10% del capital de General Motors.

Asimismo, los acreedores mantendrían una opción para ampliar su participación en el consorcio automovilístico hasta alcanzar el 15% del capital total, a cambio de que apoyen la venta de activos de la compañía a una nueva empresa que se formaría bajo protección judicial.

"El comité de los acreedores de General Motors apoya esta oferta revisada de General Motors y cree que comparada con la alternativa, un litigio incierto y costoso en el tribunal de quiebras, representa la mejor propuesta para los acreedores en estos tiempos difíciles", indicó el comité en un comunicado.

Los acreedores tienen de plazo hasta las 17.00 horas (23.00 horas en España) del próximo sábado, poco antes de que concluya el plazo dado por la Administración de Barack Obama, para aceptar la oferta de conversión de deuda por títulos.

El grupo automovilístico estadounidense General Motors anunció ayer que su propuesta inicial para convertir en acciones más de 19.500 millones de euros de deuda no asegurada había fracasado. La multinacional norteamericana reconoció que, tras expirar el plazo para acogerse a este programa, los acreedores que se habían acogido al mismo no eran suficientes para satisfacer las exigencias del Departamento del Tesoro.