Bravo espera para 2010 "una caída muy importante de los recursos" del Estado que percibirán los ayuntamientos

PSOE propone un Pacto Madrid contra la Crisis y el responsable de Hacienda le dice que lo necesario es cambiar la financiación local

MADRID, 29 (EUROPA PRESS)

El delegado de Hacienda del Ayuntamiento de Madrid, Juan Bravo, adelantó hoy, durante su comparecencia en el Pleno de abril para valorar el Fondo Estatal de Inversión Local, que en 2010 habrá "una caída muy importante de los recursos" que el Estado transfiere a los ayuntamientos por lo que, "si no se pone remedio rápidamente", la situación el próximo año será "peor".

"Desde la óptica interna de los ayuntamientos, no queremos que el Fondo se identifique con el problema estructural de la financiación que afecta fundamentalmente al gasto corriente y que no se solventará con esta medida, sobre todo ahora que la caída de los recursos del Estado mermará también los nuestros", explicó Bravo, adelantando a renglón seguido que "habrá una caída muy importante en recursos en 2010 con respecto a lo percibido en 2009".

Desde el punto de vista financiero, el responsable municipal admitió que "no se puede negar el beneficio directo de estos 554 millones" aunque acusó que "se podía haber logrado una gestión más eficiente si no se hubiera trazado un ámbito de actuación tan restringido". "Está pensado para poblaciones más pequeñas, pero en ciudades como Madrid genera ineficacias que podrían haberse solventado con mayores plazos o limitaciones menos restrictivas en las cantidades máximas para los proyectos", apuntó.

Así, en general, el Ayuntamiento valora "positivamente" el Fondo Estatal, porque permitirá ocupar a 28.572 trabajadores, de los que 10.880 serán contratos de nueva creación, superando con creces las estimaciones iniciales del Ministerio de Administraciones Públicas y del Ayuntamiento. "Pero, con la única excepción de las obras que se prorroguen a principios de 2010, la mayor parte finalizarán en diciembre y el efecto se desvanecerá de la noche a la mañana en un momento en el que no está ni mucho menos asegurada la recuperación económica", aventuró Bravo.

EMPLEO DE POCA CALIDAD

Por otra parte, otro efecto pernicioso del Fondo en el empleo es que "la mayor parte de los contratos de nueva creación serán a tiempo parcial, con una incidencia relativamente pequeña en relación al problema". "La concentración de inversión en equipamientos públicos habría garantizado la creación de puestos de trabajo estables, pero para ello el sistema de financiación tendría que garantizarnos los recursos necesarios para su funcionamiento", añadió Bravo.

Así, manifestó su "temor" de que los puestos que se creen "no sean de calidad, no sólo por fijeza, sino también desde el punto de vista de su capacidad para generar ingresos suficientes y por su precariedad". "Es muy chocante ese incremento en las necesidades planteadas por las empresas para hacer obras que no exigen plantillas de más allá de 20 personas, por lo que pondremos todos los recursos para vigilar que las adjudicatarias cumplen con su obligación contractual de emplear a esos trabajadores", aseguró.

Además, recordó al Grupo Socialista que "a los 269 proyectos que se financiarán con el Fondo hay que añadir los 824,5 millones ya previstos y en ejecución del presupuesto ordinario", y criticó que para el portavoz del PSOE en el Ayuntamiento, David Lucas, "esto no sirva para nada". "Quizá es que como (estas obras) no tienen carteles, le ha inducido a confusión y piensa que por eso el Ayuntamiento no está haciendo nada. Pero ese Plan Zapatero, como lo llaman ustedes, se va a financiar con un endeudamiento que pagaremos todos los españoles", espetó.

Y unos más que otros, ya que según datos del delegado Madrid aportó el 9 por ciento de la recaudación del Estado en 2006, unos 12.730 millones de euros, mientras que la financiación del Gobierno central par la capital fue de 1.338 millones, por lo que el saldo fiscal quedó negativo en 11.392 millones."Ahora recibimos 554 millones, sólo el 4,5 por ciento del saldo fiscal que tiene la ciudad", añadió, indicando además que "por cada 175 euros por habitante se van a recibir del Fondo, el Consistorio financiará la deuda con 225 euros a lo largo de los próximos años".

"Sólo se explica esta petición de comparecencia porque necesitaba una excusa para hablar de otros temas, para defender la política económica de su partido, y creo que ya lo hacen bastante bien Zapatero y la ministra de Economía, pero quería sustituirles para este Pleno aunque esto no va a salir hoy de aquí y no sé si alguien de su partido tomará nota de sus méritos", replicó además al líder de los socialistas.

PLAN MADRID CONTRA LA CRISIS

Por su parte, Lucas llamó a la "lealtad institucional" y a tomar medidas desde el ámbito local para luchar contra la crisis, "restablecer la confianza, generar empleo". "El Fondo se enmarca en la política social-demócrata y está muy lejos de la llevada a cabo por este Gobierno municipal con gastos superfluos e innecesarios, sin control, con reducción de los gastos sociales necesarios, de la inversión pública, o con el aumento de los impuestos", criticó.

Además, recomendó a los responsables municipales que "arrimen el hombro" y que "no signa con la pasividad absoluta ante la crisis". "Queremos sentarnos para acordar un Plan Madrid ante la Crisis, porque el Ayuntamiento puede hacer cosas y no está haciendo absolutamente nada", propuso Lucas, a lo que Bravo le replicó, una vez más, que lo necesario es cambiar el sistema de financiación local para garantizar la suficiencia financiera de los ayuntamientos que recoge la Constitución.

Sin embargo, el socialista insistió en que este Plan Madrid debería pasar por la austeridad, por la creación de un fondo local de inversión para el estímulo del empelo, por el incremento de las ayudas al empleo, la revisión de la política fiscal que grava a los generadores de empleo, y que apueste por políticas de I+D+i.

"No podemos seguir con pasividad, desidia y parálisis. El Ayuntamiento de Madrid tiene instrumentos y capacidad para hacer muchas cosas por los ciudadanos, colaborando con la Comunidad de Madrid y el Estado. Equilibremos la deuda y el déficit para salir de la situación actual, y cumplan su programa electoral en materias de empleo, porque ahora más que nunca se tienen que poner en marcha las medidas que proponían", afirmó el concejal.

RIESGO LABORAL

Por su parte, el portavoz de IU en materia de Hacienda, Daniel Álvarez, manifestó su preocupación por el aumento de los puestos de trabajo creados con respecto a las previsiones. "No se entiende cómo se van a necesitar seis veces más de trabajadores para algunos proyectos, a no ser que hayan aprobado la ley de las 25 horas. Creemos que van a contratar temporales con turnos de un par de horas, y entraremos en una mayor precariedad laboral, algo que ya es un problema endémico de nuestra estructura económica", indicó.

Además, señaló que en la Comunidad de Madrid la siniestralidad laboral ha aumentado en un 80 por ciento, y que con estas obras y sus condiciones de trabajo "aumentarán aún más los riesgos", además de que los proyectos incluidos en el Fondo "no son las prioridades de una ciudad en la que el paro se ha incrementado desde 2003 en un 94 por ciento, y este Fondo y los presupuestos de 2009 no contribuyen a generar el empleo que se necesita".

"Nos parece bien el Fondo Estatal, pero no resuelve los problemas de fondo de la financiación local o la participación en los ingresos del Estado y de las comunidades autónomas o la nueva fiscalidad para que ayuntamientos, regiones y el Estado puedan tener más ingresos penalizando a las grandes rentas y los grandes capitales, que son los que nos han conducido principalmente a la crisis", concluyó, reclamando por último introducir cláusulas sociales en los pliegos de condiciones de los proyectos para priorizar el empleo entre grupos sensibles.