CCOO pide a ArcelorMittal que no ponga a las auxiliares de "chivo expiatorio"

  • Avilés, 25 may (EFE).- El responsable de Política Industrial de CCOO de Asturias, Nicomedes Sánchez, ha pedido hoy a la dirección de ArcelorMittal que no ponga a las empresas auxiliares de "chivo expiatorio" y le ha conminado a que diga abiertamente si lo que planea en realidad es cerrar el segundo horno de la factoría gijonesa de Veriña.

Avilés, 25 may (EFE).- El responsable de Política Industrial de CCOO de Asturias, Nicomedes Sánchez, ha pedido hoy a la dirección de ArcelorMittal que no ponga a las empresas auxiliares de "chivo expiatorio" y le ha conminado a que diga abiertamente si lo que planea en realidad es cerrar el segundo horno de la factoría gijonesa de Veriña.

Así ha reaccionado el sindicato mayoritario en la industria auxiliar a las declaraciones efectuadas hoy en Madrid por el director general del grupo siderúrgico ArcelorMittal, Gonzalo Urquijo, en las que ha advertido de que la compañía cerrará el segundo alto horno de Asturias si las subcontratas en huelga no cumplen con los servicios mínimos antes del próximo miércoles.

Dado que la previsión es que la huelga finalice a las 6:00 horas de mañana, más que "un aviso a navegantes", el dirigente sindical se inclina por pensar que tal vez la compañía quiera "utilizar a la industria auxiliar de disculpa" para proceder a más cierres.

"A ver si ahora, por un paro de 24 horas, se va a ir al traste con la siderúrgica, porque poca consistencia tendría entonces y, con muy malas pinzas estaría amarrada", ha manifestado Nicomedes Sánchez en declaraciones a EFE.

Sánchez ha defendido la "responsabilidad" de este colectivo de trabajadores que "nunca, desde el año 1993, ningún problema", y ha advertido de que en esta ocasión el conflicto ha surgido a raíz de "un incumplimiento de la siderúrgica".

"No se puede llegar a un acuerdo con los sindicatos de que se van a respetar los trabajos de las auxiliares y que éstos no los van a desempeñar personal de ArcelorMittal para incumplirlo a las dos horas", ha subrayado Nicomedes Sánchez para añadir que este colectivo "tiene la conciencia muy tranquila".