Concursos de acreedores, despidos o ejecuciones hipotecarias aumentaron en 2008 más de un 100%, según el TSJ de Murcia

MURCIA, 1 (EUROPA PRESS) Los órganos judiciales de la Región de Murcia han experimentando en los últimos meses un "muy notable" incremento de determinados procedimientos judiciales relacionados, de manera directa, con los efectos de la crisis económica. Fundamentalmente, los concursos de acreedores, despidos o ejecuciones hipotecarias aumentaron un 176, 115,5 y 173 por ciento, respectivamente, durante el pasado año, según informó hoy el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Murcia. En términos absolutos, Murcia, con 232 concursos presentados en 2008, se sitúa en las posiciones de cabeza de las provincias de España con mayor número de procedimientos concursales, sólo superada por Madrid, Barcelona, Valencia y Baleares (244). De este modo, la evolución de los concursos presentados muestra un crecimiento continuado desde el cuarto trimestre de 2007, pasando de 18 a 128 en el cuarto trimestre de 2008, lo que supone un incremento porcentual del 611 por ciento. Durante la constitución del Juzgado de lo Mercantil de Murcia, el presidente del TSJ de Murcia, Juan Martínez Moya, destacó hoy la "necesidad y la oportunidad" de la creación de este nuevo órgano, y subrayó, además, que "el excesivo volumen de entrada de asuntos impide al único órgano existente hasta ahora dar una respuesta adecuada y eficaz al problema actual de insolvencia de las empresas". Por tanto, el adelanto de la fecha de creación del segundo Juzgado de lo Mercantil de la Región era, a su juicio, "necesario para aliviar la congestión del número 1 y oportuno, pues se pone en marcha un día después de la publicación de la reforma de 50 artículos de la Ley Concursal". Además de felicitar al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y al Ministerio de Justicia por acoger la propuesta del TSJRM de duplicar la planta de la Jurisdicción Mercantil, Martínez Moya abogó por la dotación de funcionarios con formación específica. Y es que, indicó, la Ley Concursal"plantea muchos problemas por ser un derecho nuevo, por tener que conciliar muchos y diferentes intereses en juego y, sobre todo, por ser una materia interdisciplinar". Por ello, resaltó la necesidad de "un punto de encuentro entre el Derecho y la Economía; de ahí la importancia en una formación continuada para la tramitación de este tipo de procedimientos". Para terminar, puso de manifiesto que este nuevo juzgado "llega a la Región para apoyar a las empresas deudoras de la Región y sus acreedores, tratando de alcanzar los objetivos de la nueva Ley Concursal". "En los próximos meses, adelantó, se verá cómo se incentiva la suscripción de convenios anticipados para tratar de evitar la liquidación de empresas en concurso, se agiliza la tramitación de los procedimientos y se reducen los costes, y se adoptarán medidas para mejorar la situación de los trabajadores de empresas concursadas". JUZGADOS DE LO SOCIAL Y DE PRIMERA INSTANCIA Por otro lado, los procedimientos por despido o reclamación de cantidad presentados en los Juzgados de lo Social también muestran un incremento desde el cuarto trimestre de 2007. No obstante, es a partir del segundo trimestre de 2008 cuando se produce un crecimiento notable. Y es que, si se compara el cuatro trimestre del 2007 con el mismo periodo del 2008 se observa un incremento porcentual del 163,2 por ciento. Con 4.356 despidos y 5.427 reclamaciones de cantidad presentados en los Juzgados de lo Social, la provincia de Murcia también destaca por un volumen "importante" de procedimientos laborares, detrás de Barcelona, Madrid, Valencia, Las Palmas, Málaga y Alicante. Por último, los juzgados de Primera Instancia también están sufriendo un "exponencial" aumento en la carga de trabajo. De hecho, la jurisdicción civil "es una de las más sensibles a los efectos de la crisis". En concreto, resalta "el aumento que han experimentado las ejecuciones hipotecarias del cuarto trimestre del 2007 al mismo periodo del 2008, alcanzando casi un incremento del 200 por ciento". Igualmente, el número de ejecuciones hipotecarias presentadas en Murcia en 2008 asciende a 2.715, superada por las más de 6.000 que se presentaron en Madrid o Barcelona, las más de 4.000 en Valencia y Alicante, y a la par de la provincia de Málaga.