Economía/Empresas.- Aviva reduce su beneficio neto en España un 5% en 2008, hasta los 119 millones de euros

MADRID, 30 (EUROPA PRESS) La aseguradora Aviva redujo su beneficio neto en España un 5% en 2008, hasta los 119 millones de euros en 2008, al tiempo que incrementó un 13% sus ingresos por nuevas pólizas, hasta los 329 millones de euros, según los resultados presentados hoy por el presidente ejecutivo de Aviva en España, David Angulo. El grupo en España redujo su facturación un 15%, hasta los 2.504 millones de euros, de los que 1.869 millones corresponden a primas emitidas (un 17% menos que en 2007) y 635 a aportaciones de pensiones (un 10% menos). Los beneficios antes de impuestos merman un 7%, hasta los 168 millones de euros, una vez descontada la aportación a provisiones de inversiones de 36 millones de euros realizada por la compañía durante el 2008. Sumando esta partida, los beneficios antes de impuestos reflejarían un aumento del 13%, hasta los 204 millones de euros. Del mismo modo, aunque las primas por nuevo negocio (PVNBP) se redujeron un 11% en 2008, hasta las 3.158 millones de euros, el valor del nuevo negocio se incrementó un 13%, mientras que su margen de contribución se elevó 2,2 puntos, hasta el 10,4%. Según manifestó Angulo, estos resultados sitúan al mercado de nuevo negocio en España en una posición de liderazgo dentro del grupo, por delante del Reino Unido, aportando 49% de este área de negocio a la división europea de la aseguradora, multiplicando por 4,4 el margen medio del grupo y siendo 3,5 veces superior al margen medio de Europa. Por áreas de negocio, banca-seguros redujo un 16% su facturación en España, hasta los 2.225 millones de euros, reduciendo un 19% las primas emitidas (hasta 1.640 millones) y un 6% su aportación a planes de pensiones, hasta los 585 millones de euros. Los beneficios antes de impuestos en este área descendieron un 5%, hasta los 165 millones de euros, mientras que antes de provisiones de inversiones, la cifra aumentó hasta los 197 millones de euros, cosechando un avance del 14% respecto a 2007. En el área de vida y pensiones, los tres millones obtenidos antes de impuestos suponen un retroceso del 63% respecto a los 8 millones de euros proporcionados por efectos de mercado en 2007, al tiempo que esta misma cifra se elevaría hasta los 7 millones de euros sin descontar las provisiones. Según Angulo, los resultados de Aviva en España son "positivos en un entorno muy difícil", al tiempo que aseguró que los resultados, el balance y la solvencia del grupo "es resistente". "En este ejercicio hemos primado el valor frente al volumen, centrándonos en la rentabilidad de nuestros accionistas. Facturar mucho olvidándonos del beneficio no nos interesa", subrayó el presidente de Aviva en España. En cuanto el 2009, Angulo afirmó que los beneficios crecerán, mientras que el presupuesto de gastos se reducirá un 15% para el presente año, al tiempo que comunicó que la aseguradora centrará sus líneas de actuación en tres pilares fundamentales: el enfoque a resultados, el mantenimiento de los niveles de solvencia y la consecución de un balance saneado, concediendo una mayor importancia a vida, riesgo y pensiones por encima del ahorro. MERCADO DE LAS CAJAS DE AHORRO. Tras el fallido intento de fusión entre Caja Castilla-La Mancha y Unicaja, entidad esta última socia de Aviva en España, Angulo puso de manifiesto que, para el grupo que preside, el resultado de esta operación es "indiferente", aunque reconoció que la operación era una oportunidad para aumentar el área de distribución de Aviva. Preguntado por una posible fusión de Caja España, el directivo de Aviva manifestó que el grupo no se pronunciará sobre los rumores de mercado, al tiempo que remarcó su compromiso de lealtad hacia todos sus socios actuales. "El sistema financiero español sigue siendo el más fiable del mundo y la intervención de Caja Castilla La Mancha es un tema anecdótico y puntual. Nosotros tenemos los socios más fuertes en España y si hay un procedimiento de consolidación de cajas, nuestros socios son los más fuertes", manifestó Angulo. TRASLADAR LOS PRECIOS A LOS RIESGOS. Del mismo modo, Angulo expuso que, en la situación actual, las aseguradoras deben trasladar el riesgo al precio de las operaciones, ya que los standards del coste de riesgo de inversión han cambiado radicalmente en un plazo reducido de tiempo. "Hay un antes y un después de Lehman Brothers, antes nadie caía y ahora todo el mundo puede caer", ejemplificó. En cuanto a la caída del sector hipotecario, el consejero delegado de Aviva en España, Ignacio Izquierdo, señaló que a pesar de este descenso, los clientes buscan un nivel de aseguramiento mayor frente a la crisis, al tiempo que sostuvo que el seguro "ha cogido personalidad propia" y se convierte en un producto importante en las entidades bancarias y "no es algo que se vende con la hipoteca". En este sentido, Izquierdo subrayó que Aviva tiene unas ventas anuales de nuevo negocio de entre 25 y 30 millones de euros de productos de riesgo no vinculados a la banca.